Martes, 21 de Octubre de 2014
rss
Política
El alcalde ‘popular’ de Palma gasta 500.000 euros en seis urinarios mientras cierra programas de refuerzo escolar
0
          0 votos

Lo paradójico es que el gasto era prácticamente idéntico. El programa de refuerzo escolar, que se llamaba ‘Exit’, tenía un coste que se aproximaba a los 600.000 euros, y daba servicio a más de 7.000 personas. Los seis urinarios, como decimos, van a costar 500.000 euros.

¿Los urinarios son la prioridad?
Las razones que arguye el Ayuntamiento de Palma para justificar la compra de los baños públicos son seguramente válidas  –“Puesto que el turismo es, sin lugar a dudas, uno de los principales motores generadores de trabajo e ingresos económicos de la ciudad de Palma (…) y puesto que, a día de hoy, la capital balear no dispone de baños públicos en sus calles….”-, pero en este momento de crisis económica y de recortes ¿los urinarios son la prioridad?

Aína Calvo, la portavoz socialista en el Ayuntamiento, dice que “la situación es muy complicada y hay que hacer lo que hay que hacer”, incluso que entiende que algunas de “las decisiones que se toman son dolorosas pero no queda más remedio”, pero crítica la elección a la hora de los recortes por parte del alcalde, el ‘popular’ Mateo Isern: “… eliminar el programa de refuerzo escolar en los barrios de Palma y gastarse el mismo importe en urinarios públicos, esto no hay quien lo entienda porque es, simple y llanamente, inexplicable”.

Autobuses más caros y con menos frecuencia
Pero la extinción del programa ‘Exit’ no es la única decisión que ha tomado el Ayuntamiento y que, para muchos ciudadanos puede hacer más incomprensible el medio millón de euros que se va a dedicar a construir los baños. Por ejemplo, se ha producido un enorme recorte en los servicios de transporte público.

El Ayuntamiento, por un lado, ha elevado los billetes casi un 25%, y le ha duplicado el precio a los pensionistas. Pero es que además ha reducido la frecuencia de servicios de autobuses o eliminado líneas, lo que ha dejado alguno de los barrios de Palma prácticamente incomunicados. En algún caso de especial gravedad, como es el caso de una barriada, Son Roca, que ha visto desaparecer la línea que le comunicaba con su hospital de referencia, Son Espases.

Subida de impuestos
Igualmente resulta incomprensible para los ciudadanos de Palma entender dónde pone ‘sus dineros’ su alcalde cuando al tiempo se les aumentan las tasas de recogida de residuos un 3%, se les sube el IBI un 16%, o el IAE un 6%…, o cuando ven que el Gobierno de la Comunidad les cierra dos hospitales, uno de ellos en la propia Palma.

Los comentarios en este artículo están cerrados.