Los aspirantes a sustituir a Mariano Rajoy en la presidencia del Partido Popular tendrán desde este lunes hasta el miércoles para presentar su candidatura. Hasta ahora, cuatro candidatos han puesto sus cartas sobre la mesa, y no son precisamente los pesos pesados que se barajan en las quinielas: el actual vicesecretario de Comunicación del partido, Pablo Casado; el portavoz de Exteriores, José Ramón García Hernández; el expresidente de Nuevas Generaciones del PP valenciano José Luis Bayo; y el exministro José Manuel García-Margallo.
 
Pablo Casado acaba de anunciar su disposición a presidir el PP esta misma mañana, mientras que García Hernández lo anunció el sábado pasado y Bayo, ayer mismo aseguró que ya tenía reunidos los más de cien avales exigidos, aunque aún no ha anunciado su candidatura.

Margallo asegura que "llegará hasta el final"
Entre los veteranos, el exministro de Asuntos Exteriores José Manuel García-Margallo fue el primero en confirmar su intención de presentarse, aunque sólo si Sáenz de Santamaría era la candidata. Sin embargo, en una entrevista, hoy en Los Desayunos, de TVE, ha asegurado que está “completamente dispuesto a llegar hasta el final”. 

Bayo, el candidato "sin mochilas"

El valenciano José Luis Bayo ha sido el cuarto en presentarse como aspirante a la Presidencia del PP y en la tarde de este lunes ha defendido que la suya es una candidatura "sin mochilas de absolutamente nada" además de contar con las "manos limpias" para abordar la regeneración que piden los militantes.

En declaraciones en la sede nacional del PP, donde ha entregado los avales para su candidatura, Bayo ha asegurado que le apoyan afiliados de Andalucía, Castilla-La Mancha, la Comunidad Valencia, Galicia y Asturias, y ha señalado que su objetivo es el de abordar una "profunda renovación" aunque desde la "unidad", sumando a todos porque "nadie sobra".

Soraya y Cospedal, en las quinielas
Los nombres que han estado en las quinielas desde que Mariano Rajoy anunció su renuncia, e incluso desde antes, son los de Alberto Núñez Feijóo, Soraya Sáenz de Santamaría y María Dolores de Cospedal, pero estos no han confirmado nada y se han escudado en ambigüedades. Según una reciente encuesta de ABC, el presidente gallego es el mejor posicionado, tanto entre los votantes del PP como los electores en general.

En clave interna, muchos dirigentes temen una lucha fratricida entre la número dos del PP, María Dolores de Cospedal, y la exvicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, que dejaría al partido en una posición aún más vulnerable, y ven en Feijóo a un candidato de mayor consenso.

Feijóo, descartado

El actual presidente de la Xunta de Galicia y calificado como el eterno candidato a suceder a Rajoy, ha decidido no dar el paso y quedarse en su tierra, ante la sorpresa de muchos.  “Ser presidente de Galicia es la mayor de mis ambiciones políticas”, ha dicho, queriendo cumplir la promesa que le hizo a los gallegos cuando se presentó a las últimas elecciones regionales y gracias a los cuales tiene “el respaldo de la única mayoría absoluta de España”.