En un arranque de sinceridad o de "patinazo" informativo, un diputado del PP malagueño afirmó que si los populares gobiernan alguna vez en Andalucía, no contarían con el afamado director musical y eliminarían el proyecto que lidera de la West-Eastern Divan de la Junta de Andalucía formada por músicos árabes, españoles, israelíes y palestinos para el diálogo y la paz. Además eliminarían la modélica orquesta intercultural y defensora de la paz formada por jóvenes de distintas bandos del conflicto palestino-israelita. Es un proyecto que al PP no le interesa y siempre ha minusvalorado.

El PP quiere cargarse la Orquesta
Como ya informó ELPLURAL.COM, un diputado del PP malagueño descubrió un punto de la agenda oculta del PP, en caso de ganar las elecciones andaluzas. Este no era nada más ni menos que echar el cierre a la Orquesta West-Eastern Divan, de la Fundación Pública Andaluza Barenboim-Said. Es algo que el PP lo tiene asumido y muy claro. El entendimiento y el diálogo de culturas y de jóvenes representantes de pueblos enfrentados, no están en el ideario de los populares.

Compatibilizar Andalucía con Milán
Sin embargo frente a los ataques y amenazas del PP andaluz, el prestigio de Baremboim ha venido ratificado incluso desde fuera de nuestras fronteras. El músico ha sido nombrado Director musical nada más y menos que de la Scala de Milán. Afortunadamente para la cultura andaluza, esta labor la compatibilizará Barenboim con la dirección de la West-Eastern Divan, orquesta con sede en Sevilla formada por músicos árabes, españoles, israelíes y palestinos que creó junto a Eduard Said, así como con la dirección de la Staatskapelle de Berlín.

"Uno de los más grandes directores de nuestro tiempo"
Barenboim asumirá el cargo hasta el 31 de diciembre del año 2016 y estará presente en la Scala por un periodo de 15 semanas al año, entre óperas, conciertos y giras. La superintendente de la Scala, Stephane Lisnner ha destacado que Barenboim es "uno de los más grandes directores de nuestro tiempo" y ha expresado su "satisfacción" por el nombramiento.

Luchador por la paz
El nuevo director -premio Príncipe de Asturias de la Concordia en el año 2002 por sus constantes llamamientos a la paz en Oriente Medio- ha colaborado con la Scala durante los últimos cinco años, según ha explicado Lisnner, quien también ha recordado que el director "ha dado un gran impulso a la actividad del teatro". Lisnner ha asegurado también que "con esta elección" Barenboim ha tomado "una decisión importante en su actividad artística internacional".

Milán y Barenboim
El alcalde de Milán, Giuliano Pisapia ha asegurado que "como Presidente de la Fundación Teatro a la Scala" expresa su "satisfacción" por el nombramiento y ha recordado que con Baremboim la Scala "se confirma como referencia de la cultura y la música en ámbito internacional". Según ha subrayado Pisapia, "la grandeza de su obra" enriquecerá "la historia del templo de la lírica" y "la imagen de Milán y de Italia en el mundo".