La presidenta andaluza; Susana Diaz, ha ofrecido una amplia entrevista a la Cadena Ser en el programa "Hora 25" realizado en esta ocasión desde Sevilla. Díaz ha vuelto a destacar que el motivo por la que ha decidido adelantar las elecciones al 22 de marzo es únicamente la estabilidad. Ha asegurado que para resolver “los problemas de la gente” en su comunidad, “necesita un Gobierno fuerte”. "Quiero un gobierno sólido y estable, que esté en la faena y en el tajo. Tengo capacidad de diálogo pero tengo un límite, y el límite es el interés de esta tierra", ha señalado.



Señala a Garzón como causante de la inestabilidad del Gobierno
“Nunca he pensado en mí, he pensado en que necesita Andalucía”, ha sentenciado Susana Díaz en este programa especial desde Sevilla de ‘Hora25’ en el que ha puesto fecha al punto de inflexión en el que comenzó la degeneración de su gobierno de coalición. Díaz ha señalado directamente a Alberto Garzón, el candidato de IU a la Presidencia del Gobierno, como la razón por la que su pacto con IU empezó a perder estabilidad. “Marca un antes y un después”, ha explicado Díaz, apuntando a que la coalición de izquierdas estaba más pendiente de una convergencia con Podemos. “No se puede estar en el Gobierno y en la oposición”, ha determinado la presidenta andaluza.

Asamblea de IU par evaluar Gobierno
"El día antes de aprobar un presupuesto, mi socio de gobierno me dice que va a evaluar en cinco meses en un referéndum su continuidad. Si alguien tiene un problema de convergencia [en alusión a Garzón y Podemos] y no sabe dónde quiere estar en el futuro, no voy a permitir que Andalucía esté por miedo", ha explicado Díaz.

A por la mayoría absoluta
La presidenta está convencida de que logrará la mayoría absoluta y rehúye dar pistas sobre un plan B. Mientras descarta cualquier pacto con la derecha y critica a Podemos, Díaz insiste en que "la encuesta que da más seguridad es el pulso de la calle, cuando me pateo los rincones y barrios de Andalucía siento el cariño de la gente". Por eso, intenta lanzar otra vez el mensaje y zanjar el debate: "Sé que quiero estar aquí y me presento porque quiero ser la presidenta de Andalucía".

El lío interno del PSOE y sus aspiraciones
“Me presento para estar cuatro años en Andalucía. Creo que voy a tener la confianza de los ciudadanos porque siento el calor en la calle. Ya no sé en qué idioma voy a decir que es aquí donde quiero estar”, ha reiterado Susana Díaz con ahínco. La presidenta defiende que “son los andaluces los que la reclaman y no su partido” y dice que “es un orgullo hoy en día para un político que la gente le dé cariño por la calle”.

Pedro Sánchez le ayudará en campaña en Andalucía
Díaz asegura que Pedro Sánchez irá a Andalucía durante la campaña electoral. “¿Por qué me va ir mal que venga? Esto es como el campeón de Liga, me vienen bien todas las manos y el que arrima el hombre”, ha señalado. La líder automática con más poder dentro del PSOE subraya que “es el secretario general que ha salido con más legitimidad y tiene su apoyo y el de todo el partido”, pese a ese runrún generalizado que la sitúa cerca de la carrera presidencial. “No me voy a distraer en cuestiones internas, lo que me importa es la gente”, sentencia.

La polémica comida con Podemos
En un capítulo de la entrevista Susana Díazhace refrencia a la polémica comida mantenida por Zapatero y Bono con los líderes de Podemos, Pablo Iglesias e Iñigo Errejón. No oculta que está en desacuerdo con su celebración y mucho más con el hecho de que no se le comunicase a Pedro Sánchez. En ese sentido afirma que ella "no no habría ido a esa comida. Ahora bien, me llama la atención que los líderes de Podemos se sienten a comer con la casta. No iría porque no me veo en común”, y además tiene claro que “si te reúnes con dirigentes de otros partidos, tienes que informar a tu ejecutivo”. La líder andaluza ha cargado contra la doble moral de Podemos y ha concluido diciendo que “es más de cenar en casa, tranquila y en zapatillas”.