El presidente de Extremadura, Jose Antonio Monago. EFE



El PSOE extremeño ha recibido con muy malos ojos la propuestas del presidente José Antonio Monago de fijar por ley que en Extremadura gobierne la lista más votada, algo que a él le permitiría votar si apoyo de Izquierda Unidad. Los socialistas ven detrás de la ocurrencia la larga mano de Iván Redondo, el consejero en la sombra de Monago y a quien califican como "vendedor de mantas, peines y crece pelos".

De quién es Iván Redondo hemos hablado en este periódico desde hace tiempo. Fue el joven asesor político que ayudó a Monago con la campaña electoral y que, cuando éste llegó al poder, se quedó en la sombra, haciendo y deshaciendo a su antojo en la Junta de Extremadura sin cargo alguno. Hasta que Monago le nombró jefe del Gabinete de Comunicación y Análisis de Asuntos Públicos del presidente para justificar su influencia y presencia en cualquier acto institucional



Enésima ocurrencia
Es a él a quien señala el PSOE como autor de la enésima ocurrencia de Monago, que ahora plantea la obligatoriedad de listas abiertas a las elecciones y que sea la lista más votada la que gobierne con sólo tener una mayoría simple.

Gravísimo riesgo
"Cuando uno le entrega las riendas del Gobierno a un vendedor de mantas, de peines y de crece pelos, corre el serio riesgo de quebrar económica y socialmente a una región y corre el gravísimo riesgo de quebrar las más básicas normas democráticas".

Un conejo de la chistera
"Si Monago piensa que de cada conejo que saque de la chistera y lo ponga a correr, los socialistas vamos a salir corriendo detrás del conejo, está muy equivocado", ha dicho el portavoz de Economía del PSOE extremeño, Miguel Bernal, quien ha asegurado que si el presidente tuviera un mínimo de responsabilidad "debería estar dándole respuesta a esas víctimas de la reforma laboral".

http://youtu.be/1w4fwikPeeg?t=37s

"Que se vaya a una feria"
"No nos vamos a dedicar a estar detrás del vendedor de mantas peines y crece pelos, que se vaya a una feria y que le compre el producto quien quiera comprárselo, el PSOE no se lo va a comprar", ha añadido.