La defensa del ex comisario José Manuel Villarejo ha presentado un escrito en la Audiencia Nacional en el que reprocha al juez que se hayan filtrado los audios de su comida en 2009 con, entre otros, la ministra de Justicia, Dolores Delgado, y le pide que adopte medidas para recuperar y custodiar las grabaciones a fin de que no se publique nada más.

El escrito fue registrado el pasado viernes y está dirigido al juez de refuerzo del Juzgado Central de Instrucción número 6, Diego De Egea, que se encarga de esta causa con varias piezas separadas declaradas secretas para investigar las actividades presuntamente delictivas de Villarejo así como aquellas en las que hubieran podido incurrir algunos de sus 'clientes'.

Los letrados de Villarejo se refieren a los audios difundidos por el portal moncloa.com que habría grabado el excomisario durante una comida en el año 2009 en la que participaron junto a varios mandos policiales, la actual ministra de Justicia, Dolores Delgado, y el exjuez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón.

Relacionado Condenados de 'Gürtel' denuncian a Garzón tras los audios de Villarejo

Para el excomisario, la difusión de esas grabaciones obedece a "una estrategia mediática de desprestigio personal y profesional" que "se lleva produciendo desde noviembre del 2017 y hasta la actualidad" y que le perjudica. Niega así taxativamente estar detrás de la filtración -dice que lo contrario es "un infundio"-- y remite a las declaraciones realizadas desde la dirección de ese medio online apuntando a que el origen está en sus enemigos.

"Nos gustaría pensar lo contrario, pero pareciera por todo lo sucedido -y a la vista está- que el Juzgado no está controlando debidamente a alguno o algunos de quienes investigan, ni las ocultas y oscuras motivaciones que les puedan mover", dice el abogado de Villarejo en el escrito al que ha tenido acceso Europa Press.

En esta línea, el letrado expone que "desde el momento en que estas grabaciones se encuentran en poder del Juzgado, y este órgano judicial es el responsable de su custodia, tiene el deber de preservar el secreto y los derechos fundamentales de las personas, sean parte o no en la causa, con independencia de su relevancia o su irrelevancia pública" y, en esta causa "todo el material intervenido" es parte de ese secreto. Considera que se ha producido "infidelidad en su custodia".

Una pieza en tándem sobre la filtración

Además, argumenta que estas filtraciones son "hechos aparentemente delictivos" y el Juzgado tiene "la obligación" de impedirlo y " recuperar el material intervenido". Solicita en particular que el juez requiera a la dirección de moncloa.com para que "se abstenga" de publicar más audios y entregue "inmediatamente" todo el material sin guardar copia para que quede depositado bajo custodia en el juzgado.

Relacionado Incibe, el centro que intentará liberar los audios de Villarejo

Asimismo, pide al juez que abra una pieza separada dentro del caso Tándem donde Villarejo se persone como perjudicado y se investiguen "todas y cada una de las revelaciones de secreto que se han cometido y se siguen cometiendo a lo largo de esta instrucción".

Se da la circunstancia de que el mismo viernes que se presentó este escrito, la policía se personó por orden del juez en la redacción de moncloa.com a fin de requerir los audios. No obstante, a lo largo del fin de semana se publicó más contenido y en concreto, una grabación en la que Villarejo reconocía haber hablado con Garzón para "preparar la Gürtel" antes de que el juez asumiese la instrucción del caso.