La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría (i), junto al ministro de Industria, José Manuel Soria, durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, hoy en el Palacio de La Moncloa. EFE La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría (i), junto al ministro de Industria, José Manuel Soria, durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, hoy en el Palacio de La Moncloa. EFE



Las explicaciones dadas por el presidente extremeño, José Antonio Monago, sobre sus viajes a Canarias cuando era senador, han sido aceptadas por el Gobierno, mientras que la oposición, que ha pedido estudiar la documentación aportada como aval de los desplazamientos, considera que no son suficientes.

En palabras de la vicepresidenta del Ejecutivo, Soraya Sáenz de Santamaría, Monago "ha dado la cara" y "ha ido de frente" ante la situación creada por sus viajes a Canarias, después de que éste dijera hoy que dispone de documentos que certifican de forma oficial que hizo 16 viajes de trabajo a las islas a cargo del Senado. En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, la vicepresidenta ha afirmado que Monago "es un presidente de comunidad autónoma que ha dado muchas explicaciones sobre este asunto".

Los senadores canarios
Más ambiguo ha sido el ministro de Industria, el canario José Manuel Soria, que ha dado una de cal y otra de arena. Por un lado ha respaldado la labor hecha por Monago en defensa de los intereses de Canarias cuando era senador. Pero ha explicado que la defensa de los intereses de Canarias en la Cámara alta la hace, por parte del PP, su grupo parlamentario y, de manera singular, los senadores canarios.

Ello es distinto, ha añadido, de que en los actos del PP en Canarias hayan participado muchos dirigentes nacionales del Partido Popular, entre ellos también Monago, ha puntualizado.

Analizar con lupa
Aunque la oposición política extremeña ha sido unánime a la hora de asegurar que mirará con lupa la documentación que acreditan los viajes de trabajo de Monago a Canarias, el PSOE ha ido más allá al entender que el presidente autonómico debe someterse a una moción de confianza. El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha señalado que el presidente de Extremadura ha cambiado "la versión de los hechos" tres veces en diez días y ha indicado que "lo importante" es que comparezca en sede parlamentaria, ofrezca explicaciones a los extremeños "y a partir de ahí asuma su responsabilidad".

"No tendrá ningún problema"
En esta misma línea, la portavoz extremeña del PSOE, Isabel Gil Rosiña, ha insistido que a su partido no le interesa la vida privada de Monago y en que no retirará la solicitud de comparecencia que presentaron. "Si tan seguro está" de que hizo lo correcto, "no tendrá ningún problema" en registrar esos documentos en la Asamblea extremeña, comparecer en la Cámara y someterse a una moción de confianza, ha añadido Gil Rosiña.

De rodillas
Por contra, el portavoz del PP extremeño, Francisco Ramírez, ha considerado que las explicaciones "han puesto fin a una auténtica conspiración" y ha criticado al PSOE por acusar sin pruebas al presidente extremeño. "Han intentando el acribillamiento mediático, quieren otro Monago y pretenden anularlo y eliminarlo del escenario", ha señalado el diputado del PP, quien considera que "el linchamiento no puede salir gratis". El PP extremeño ha asegurado que el PSOE "debe pedir perdón de rodillas" a Monago "por el linchamiento" al que le ha sometido y por el daño que ha hecho "a su familia".

"No cierran el  caso Monago"
Desde IU, su coordinador general en Extremadura, Pedro Escobar, ha afirmado que las explicaciones "no cierran el caso Monago", ya que hay "muchas cosas que siguen abiertas". En una nota, Escobar ha apuntado que Monago, en el transcurso de su intervención, "ha mezclado muchas cosas que no ayudan a definir qué ha ocurrido, cómo ha ocurrido y qué responsabilidades se pueden pedir". Tras exponer que "quiere ver" los documentos, el dirigente de IU ha considerado que no han quedado claras "las fechas" de los viajes, que ahí "queda una nebulosa" y que no se sabe "cuáles coinciden con cuáles".

Denuncia de los regionalistas
En este mismo sentido, los regionalistas extremeños (PREX-CREX) han anunciado que estudiarán detenidamente la documentación y, en función de ello, decidirán si continúan con la denuncia que presentaron ante la Fiscalía y con la petición de dimisión. El portavoz adjunto de UPyD en el Congreso, Carlos Martínez Gorriarán, ha reprochado a Monago que haya dado explicaciones sobre sus viajes después de saltar la polémica y ha calificado de "pésimo" que lo haya ocultado, "abonando así la sospecha".