El PSOE está a punto de alcanzar un acuerdo con el Partido Popular para firmar un acuerdo antiterrorista. Previsiblemente, el secretario general de la formación, Pedro Sánchez, y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, cerrarán este jueves los flecos pendientes con una conversación telefónica.

Los puntos de desacuerdo, según fuentes socialistas, se centran principalmente en la redacción del apartado sobre la prisión permanente revisable cel revisable, una especie de cadena perpetua de facto, a la que los socialistas se opone frontalmente.

Vincularlo sólo al terrorismo
La propuesta del PSOE es que en la redacción se limite a señalar que "a los terroristas se les aplique la mayor pena existente en el código penal", lo que salvaría el rechazo socialista a la cadena perpetua y debería conformar al PP, que excusa en el terrorismo su inclusión de este tipo penal.

Cambio si llegan al Gobierno
En cualquier caso, fuentes socialistas aseguran que el partido se compromete a modificar lo relativo a la prisión permanente revisable del Código Penal si consiguen recuperar el Gobierno.

Escenificación del acuerdo
En la conversación prevista para mañana, Sánchez intentará detallar la escenificación del pacto, que los socialistas quieren que se rubrique como un acuerdo entre ambos grupos parlamentarios, aunque no descartan que se celebre un acto más protocolario.

Unión de otros grupos
Aún no se ha esclarecido si otros grupos también formarán parte del pacto, aunque el PSOE aspira a que por lo menos voten a favor de la iniciativa y se unan cuando el pacto sea presentado como proposición no de Ley en el Congreso.