Comunicación
El periodista Xavier Fortes.
El periodista Xavier Fortes.
|
Fuente
:
RTVE.

La duradera relación sentimental de Xabier Fortes con Interviú

La revista significa para el periodista la libertad de su padre, junto a la del país, la modernidad y su iniciación a la sexualidad

32
Sáb, 13 Ene 2018

El tardofranquismo marcó de una manera significativa la infancia y la vida del periodista de TVE, Xabier Fortes. El 25 de Julio de 1975, el padre del redactor, que era capitán del ejército, José Fortes, fue detenido y encarcelado acusado de proposición para la sedición por pertenecer a la Unidad Militar Democrática (UMD). Un movimiento que según explicó el propio José Fortes, “trató de calificar las motivaciones de fondo que deben mover al militar y un replanteamiento de sus funciones. Lo que resultaba necesario entre nosotros era que una sociedad adulta se hiciera dueña de su destino”. Xabi tenía entonces 9 años y no solo su familia pasó a estar señalada, si no que tanto él como sus hermanos tuvieron que “dar algún puñetazo en el colegio”.

La llegada de 'Interviú' a la vida de Xabi Fortes

La muerte del dictador y la posterior coronación del rey Juan Carlos supuso la excarcelación del militar bajo fianza, gracias a una amnistía que anuló la condena carcelaria de 4 años, pero que impidió su vuelta al ejército. Era el año 1976 y coincidió con el nacimiento de la revista Interviú. Este hecho no pasó desapercibido para la publicación, que dedicó un amplio reportaje a este caso. Para Xabi, que ya había cumplido los 10 años, según nos relata, lo primero que recuerda es “ilusión, ya que la revista era Dios, así como ahora, ver el parecido físico que mi hijo pequeño guarda conmigo con la misma edad, junto con la sensación de libertad y de modernidad”. Pero esto no es todo, ya que para un niño de esa edad, en plena iniciación de la sexualidad, ver “las fotos del torso al descubierto de Bárbara Rey”, junto a la entrevista de su progenitor era un “motivo de orgullo”, reconoce Fortes.

Captura del reportaje de 'Interviú' al padre del periodista Xavier Fortes. 

Los grandes titulares y los viejos editores

En la actualidad y desde un punto de vista profesional, el informador recuerda, que la publicación jugaba mucho con los dobles sentidos: “había una chica guapísima, llamada Yolanda Ríos, que protagonizó una de las portadas entre plantas y palmeras bajo el titular “Yolanda Ríos entre el follaje”. Xabier, también rememora una divertida anécdota que Gutiérrez Mellado confesó en sus memorias: “En los años duros de la transición, peor que las reuniones de los generales del Bunker eran las charlas que le soltaban sus mujeres por aquellos reportajes pornográficos que arruinaba lo mejor de la juventud patria”.

Pero los grandes titulares no solo los daba 'Interviú'. También 'Cambio 16' -narra el periodista-, ya que cuando España ganó la primera medalla de oro en las olimpiadas de Moscú, esta última tituló: “El oro de Moscú”, o cuando empezó a sonar Calvo Sotelo para la presidir el gobierno, el titular fue “Leopoldo Calvo Banesto”. Tanto 'Cambio 16' como 'Interviú', fueron dos revistas de impacto. Sobre todo esta última con sus grandes reportajes de escándalos, ya que “marcaba la agenda política.

El gran accidente de Los Rodeos, el escándalo de Roldán, entre otros de la época de Felipe González, fueron sacados a la luz por 'Interviú', asevera Fortes. Quizás 'Cambio 16' tuvo más impronta a partir del segundo lustro de los 70 hasta entrados los años 80, opina Xabi. De hecho, el periodista añade para darse una idea de la importancia de esta última: “tras la Revolución de los Claveles de Portugal, su padre se reunió con un militar luso, el capitán Marcelo que pertenecía a la MCD, en una ciudad del norte del país vecino, en donde rompieron un billete de dos escudos a la mitad, quedándose cada uno con una parte. Una mitad sería entregada al secretario de la UMD y la otra al de unidad portuguesa. Los dos hombres tenían que verse junto a la estatua del Quijote y Sancho en Madrid y para reconocerse, el español se identificaría llevando una revista de 'Cambio 16' bajo un brazo, al tiempo que el portugués sacaría la mitad de aquel billete que tendría que coincidir con la que guardaba el español y así poder reunirse”.

Para finalizar, hacemos nuestra la reflexión de Xabier Fortes cuando afirma que la función trascendental de los viejos editores fue la conquista de cuotas de libertad”. “Las cabeceras de los periódicos se parecen cada vez más, añade, por lo tanto, la desaparición de estas revistas que mejoraban la diversidad del quiosco, es un claro síntoma de que no solo pierde la profesión, si no también la democracia