La secretaria general de los socialistas baleares, Francina Armengol,  permitirá que las agrupaciones locales lleguen a acuerdos con nuevas formaciones políticas, entre las que está incluido Podemos, para formar candidaturas alternativas de gobierno al PP en las islas, de cara sólo a las próximas elecciones de mayo. La propuesta ya se ha puesto en marcha en localidades de Mallorca como Sóller y Pollença, y podría llevarse a cabo también en poblaciones de la Part Forana de Mallorca.

Hernando dice que es "una decisión puntual"
El portavoz del PSOE en el Congreso, Antonio Hernando, ha justificado este martes que su partido no vaya a presentarse en algunos municipios de Baleares bajo sus siglas por considerar que es una experiencia "puntual" y que tiene antecedentes en 2007 y 2001. "Esta es una decisión puntual y extraordinaria, que no se va a extender", ha dicho Hernando, que ha sido preguntado por los medios en rueda de prensa.

Tras insistir en que "no es la primera vez que se toma" una decisión de ese tipo por parte del PSIB, ha asegurado que allí hay una "tradición" de acudir a las elecciones en coalición y ha dicho que la dirección del PSOE "lo comprende, dada la situación en esos municipios" y la "coyuntura electoral y las fuerzas que existen" en ellos. Según Hernando, la dirección federal "no contempla" que otras federaciones hagan lo mismo.

También la secretaria de Organización del PSIB, Pilar Costa, ha defendido esta tradición en la Cadena SER, asegurando que su partido "ni ha renunciado ni va a renunciar a ninguna sigla ni a ningún protagonismo dentro de la izquierda en las Islas Baleares ya que llevamos más de 20 años practicando coaliciones. Ahora lo que hay son conversaciones con distintas fuerzas progresistas en distintos municipios".