El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha asegurado hoy que su partido "sale a ganar" en las próximas elecciones generales con la intención de "gobernar con convicciones socialdemócratas" y "tendiendo la mano al resto de fuerzas políticas".

De la Feria de Málaga a la de Almería
Sánchez, que ha visita hoy la Feria de Málaga para proseguir por la noche en la de Almería, ha afirmado a preguntas de los periodistas sobre posibles pactos postelectorales que el PSOE es "la única opción de cambio", y que este cambio debe servir para "unir a los españoles". Ha acusado al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, de dejar "una España fracturada socialmente y confrontada territorialmente" y se ha comprometido a "recomponer la unidad social y territorial".

Rajoy no obtendrá mayoría
El líder socialista ha resaltado que los Presupuestos del Estado para 2016 son "la viva prueba de la forma de gobernar de Rajoy, solo y contra todos", ya que "no contará con la amplia mayoría del arco parlamentario del Congreso". Ha calificado de "abuso democrático" que el presidente del Gobierno "intente por primera vez en la historia de la democracia imponer unos Presupuestos al próximo Gobierno que salga de las urnas sin antes saber la decisión de los españoles". Se ha comprometido, si gobierna, a "cambiar los Presupuestos" para hacerlos "más sociales" y para propiciar "una recuperación económica justa".

En riesgo la recuperación económica
Según Sánchez, los Presupuestos presentados por el Gobierno "ponen en riesgo la auténtica recuperación, que es la de la clase media trabajadora", porque "les falta un modelo de país y una ambición cierta de modernizar la estructura productiva y de recuperar los niveles de cohesión social anteriores a los recortes del PP". Ha avanzado que su crítica a los Presupuestos en el debate parlamentario se centrará en "la ruptura del acuerdo más importante en estos años de democracia, el acuerdo entre generaciones".



Derogar la reforma laboral
En este sentido, ha destacado los "efectos nocivos" de la reforma laboral en la Seguridad Social, "que es el sostén de las pensiones públicas", porque "no sólo ha destruido mucho empleo, sino que también ha transformado empleo estable en precario, con sueldos y cotizaciones a la Seguridad Social precarios". "Rajoy recibió una Seguridad Social saneada, con un fondo de reserva de 70.000 millones de euros, en cuatro años su Gobierno se ha gastado 30.000 millones y las previsiones de este año y el próximo es incurrir en déficit", ha subrayado Sánchez. Por ello, aboga por "un nuevo Estatuto de los Trabajadores que ponga fin a la reforma laboral, con empleo con derechos y retribuciones justas" y convocará a todas las fuerzas políticas parlamentarias en la próxima legislatura a "reconstruir el Pacto de Toledo que rompió Rajoy".

Ha visitado dos casetas de colectivos y ha recorrido la Feria del centro



Los PGE castigan a Andalucía
Respecto a Andalucía, el líder del PSOE ha lamentado que estos Presupuestos "castigan" a la comunidad y ha hecho un "llamamiento" a los ciudadanos "para que el próximo Gobierno que salga de las urnas sea un aliado de los andaluces y garantice un sistema de financiación autonómica justo para con la realidad territorial y la población de Andalucía".

"¿Qué pasa en el Gobierno de España?"
"El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, se ha preguntado "qué pasa en el Gobierno de España" para que el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, siga en el cargo después de haberse reunido con el exvicepresidente Rodrigo Rato. "Qué pasa en el Gobierno de España para que un ministro del Interior que con una mano aprueba un recorte de libertades con la 'ley Mordaza' y con la otra se reúne en privado con una persona que está siendo investigada por delitos tan graves como blanqueo de capitales o fraude fiscal continúe siendo ministro", ha dicho Sánchez.



Poner "fin a este mal Gobierno" tras las elecciones
El líder socialista ha añadido que no le "sorprende" que siga en Interior, porque "el ministro de Hacienda que aprobó una amnistía fiscal mientras subía los impuestos a la clase media trabajadora para que se acogieran personajes como Rodrigo Rato sigue siendo ministro de Hacienda". "El problema no es que tengamos un mal ministro de Hacienda o un mal ministro del Interior, que los tenemos, sino que tenemos un mal Gobierno, y espero que en las próximas elecciones generales pongamos fin a ese mal Gobierno", ha resaltado Sánchez. EFE