El juez de Vigilancia Penitenciaria de Málaga ha acordado que el exalcalde de Marbella Julián Muñoz, interno en la prisión de Alhaurín de la Torre, siga cumpliendo su condena en tercer grado por su "enfermedad grave e incurable", por la que los informes médicos "señalan un pronóstico de vida corto".

Escasa peligrosidad
Además, en la resolución se ha tenido en cuenta la falta de facilidad para volver a delinquir, la escasa peligrosidad del interno y razones humanitarias y de dignidad personal, ha informado hoy el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA).

No suprime condena ni es un indulto
Este acuerdo no supone la supresión del cumplimiento de la condena ni ningún tipo de indulto, ya que Julián Muñoz seguirá cumpliendo las penas impuestas en un establecimiento penitenciario adecuado a las características del interno, una vez que pase al tercer grado.

De 1 a 5 años de vida
Un informe médico de febrero de 2015 indicaba que sufría cardiopatía isquémica e hipertensión con un pronóstico desfavorable a medio plazo (1 a 5 años) y una calidad de vida actual de "discapacitado", por lo que necesitará cuidados especiales y asistencia hospitalaria siendo su evolución como de "empeoramiento progresivo".

El exalcalde de Marbella ingresó en prisión por segunda vez en abril de 2013 para cumplir seis años y medio de cárcel por el caso 'Blanqueo'. Asimismo fue condenado a siete años por el caso 'Minutas'.