El concejal de Madrid de Economía y Hacienda, Carlos Sánchez Mato - madrid.es El concejal de Madrid de Economía y Hacienda, Carlos Sánchez Mato, durante una rueda de prensa - madrid.es



Hasta ahora, el Ayuntamiento de Madrid contaba con 254 vehículos oficiales repartidos en servicios especiales del área de Medio Ambiente, servicios de representación y al apoyo a la gestión de otros servicios.

Pero desde la llegada de Ahora Madrid al Consistorio, el uso del coche oficial ha pasado de ser algo obligado a algo “puntual”, por lo menos por parte del equipo de Gobierno que ha decidido, como recoge El País, prescindir de los 50 vehículos que tenía contratados el Ayuntamiento por un servicio de renting.

Esta medida, para el concejal de Hacienda, es algo más “cualitativo” ya que el ahorro que supondrá no renovar el contrato de alquiler de estos vehículos será de solo 300.000 euros al año. Carlos Sánchez, que explica usa su propio vehículo “y me busco la vida para aparcarlo” mientras “el otro coche está en el garaje cogiendo polvo”, considera que esta situación “no tiene sentido” y espera “que pronto se pueda ver esta situación como algo absurdo”.

Coches para incidencias
Pese a que Ahora Madrid ha relegado del coche oficial, Sánchez no descarta usarlo en momentos de necesidad, “al derrumbe de Tetuán me llevó un coche de incidencias”. Esta calificación es la que han recibido los vehículos que están en posesión total del Ayuntamiento y que se distribuirán por los edificios del Consistorio en función de la necesidad y distribución de cada área.

De 39 a 10
Los que aún se siguen considerando vehículos de representación se han reducido de 39 que había durante el Gobierno de Ana Botella a 10, ante la renuncia a su uso por parte de Ahora Madrid. Los que hay en esta legislatura son usados por los grupos de la oposición, teniendo cada uno de sus portavoces uno exclusivo y los siete restantes para los concejales del PP, PSOE y Ciudadanos.