Más allá de a quién votarían los ciudadanos, de manera cocinada o en crudo, el Barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) incluye unos datos que interesan y mucho a los partidos a la hora de montar su estrategia electoral. Y esos datos son cómo valoran los españoles las diferentes posibilidades de Gobierno que se abren ahora que nos encontramos con cuatro fuerzas aspirando a ser la más votada. Y el resultado es que la opción más deseada es la de un gobierno de coalición entre el PSOE y Podemos.

La unión de los socialistas con las fuerzas de Pablo Iglesias es la opción que prefiere el 21,1% de los españoles, casi el doble de aprobación que recibe la idea de que el PP vuelva a gobernar en solitario, que solo apoya el 11,6%. La idea de que el PSOE gobierne en solitario tampoco es bien vista y solo lo apoyan el 9,1% de loes encuestados.

En cuanto a las coaliciones, además de la de PSOE-Podemos, como decimos la favorita, un gobierno PSOE-Ciudadanos sería la favorita para el 10,9% de los ciudadanos, mientras que PP-Ciudadanos sería apoyada por un 10,3%. Lo que menos gracia haría a los españoles es la coalición de los dos grandes partidos, PP-PSOE, que solo es apoyada por el 5% de los encuestados.