Hay una pregunta recurrente, que todos se empeñan en responder, pero que quizás sea imposible que algún día hallemos una respuesta convincente. Sin embargo, a pesar de lo inalcanzable de la misión, ahí seguimos con nuestras elucubraciones sobre cuál es la mejor liga del mundo y qué criterio es el que debe regir para establecer semejante honor.

En este sentido, la Federación Internacional de Historia y Estadística del Fútbol (IFFHS) se ha atrevido a coronar a la liga inglesa como la mejor de su especie. La liga italiana se situaría en segundo lugar, la argentina sería la tercera y la cuarta plaza se reservaría para la española. Para urdir semejante cuadro de honor, la IFFHS tuvo en cuenta los puntos cosechados por los cinco primeros equipos de cada liga en competiciones oficiales.

Sin embargo, ese escalafón, que más de un español pondría en tela de juicio, es algo añejo, pues data de 2009 y han llovido muchos goles desde entonces. No en vano, se daría de bruces con el hecho de que ningún equipo inglés ha logrado acceder a los cuartos de final de la Liga de Campeones durante el presente 2015. Y eso se tiene que evidenciar de alguna manera. Obviamente, con semejantes resultados, el ranking elaborado por IFFHS demanda unas reformas para ponerlo de acuerdo a los tiempos actuales. Así ha pasado, pues en 2013 y 2014, durante dos años consecutivos, la liga española se apoderó del honor de ser considerada como la mejor, a tenor de este organismo.

Pero aun así, seguimos sin saber cómo determinar qué liga merece reinar sobre todas las demás. De hecho, existen diversos y dispares criterios.

De esta manera, si escogiésemos ganador atendiendo a su poder de convocatoria, obviamente sería la Bundesliga la que se llevaría al huerto el título, pues un promedio de 43.043 espectadores refrenda el interés que genera en la audiencia. Mientras que en España hablamos de prácticamente la mitad: 26.880.

Aunque quizás semejante diferencia debamos achacarla al dato evidente de que Alemania nos dobla en población y también a que las entradas para sus eventos deportivos resultan más económicas. Todo suma.

Por supuesto, el criterio de la emoción también resulta un buen baremo para esclarecer qué liga es la mejor y este dato viene de la mano de los goles. Porque si los goles escasean, el corazón se queda algo defraudado, ¿verdad? Por lo tanto, es interesante saber por dónde se prodigan más los tantos.

Para asistir una abundante lluvia de balones endosando goles al contrario lo mejor es acudir de nuevo a la liga alemana (se meten 2,77 goles por partido), pero España es la segunda en esta materia (2,61), mientras que donde menos goles se ven es en la liga francesa (2,44). ¿Y si nos atuviésemos al criterio de la cantidad de jugadores nacionales para decidirnos? Pues en ese caso, España lo estaría haciendo francamente bien, pues lidera este ranking con un 58% de jugadores patrios. Por su parte, la Premier League contaría con una escasa representación de 35% de jugadores del país.

Desde luego hay muchas más estadísticas de las que echar mano para resolver esta dificilísima cuestión y todas ellas están al alcance del curioso a través del estudio publicado sobre la mejor liga del mundo. Aquí hemos aludido a unas cuantas, las más suculentas, pero el banquete prosigue.

Queda claro que, si se celebrara un certamen para elegir la mejor liga, como ocurre con el título a mejor jugador tan disputado por Messi y Cristiano Ronaldo, nos podríamos ahorrar estos ríos de tinta electrónica que cada cierto tiempo tratan de esclarecer el misterio. No descartamos que algún día surja una iniciativa semejante visto el tirón que posee el debate.