Se conocen ya los 12 proyectos seleccionados en la primera convocatoria del programa MIT-Spain "la Caixa". Los encargados de presentarlos han sido Àngel Font, director corporativo del Área de Investigación y Estrategia de la Fundación Bancaria "la Caixa", y Mercedes Balcells, investigadora principal del MIT Institute for Medical Engineering and Science y codirectora de MIT-Spain.

Se trata de una iniciativa única en España que nació con el objetivo de impulsar la interrelación entre los grupos de investigación de excelencia españoles y los del MIT. La iniciativa pretende generar sinergias y facilitar la colaboración en proyectos internacionales con una entidad pionera a nivel internacional como es la citada institución académica.

Los objetivos de la convocatoria de proyectos MIT-Spain "la Caixa" Foundation Seed Fund consisten en incrementar de manera significativa el número de oportunidades de colaboración entre los investigadores españoles y los del MIT. Por otra parte, también se pretende aumentar la visibilidad de la investigación española entre profesores, investigadores y estudiantes del MIT, y viceversa, además de construir una fuerte comunidad de líderes científicos en el MIT y en el Estado español con vínculos mutuos que originen colaboraciones de larga duración.

Coincidiendo con el acto de presentación, dos investigadores seleccionados dentro del programa, Josep Samitier, director del IBEC, y Alexandra Muñoz, responsable del proyecto y científica titular del Instituto de Ciencia y Tecnología de Polímeros del CSIC, explicaron durante la presentación en el Palau Macaya de la Obra Social "la Caixa" las investigaciones que van a llevar a cabo en sus centros y los beneficios que aportarán a la sociedad.

Esperanza contra el cáncer

Precisamente, el primero de ellos liderado por el prlopio Samitier y Roger Kamm, del MIT, está considerado una nueva esperanza contra el cáncer. Dicha investigación se basan en que, si bien la biología del cáncer se centra en la secuenciación genética del tumor para conocer la base molecular de la enfermedad, hay otros factores que influyen en la progresión de un cáncer.

Así, recientemente, los científicos han descrito las fuerzas mecánicas que utilizan las células cancerosas para escapar del tumor inicial e impulsar la metástasis en otros órganos y tejidos del cuerpo. En relación con esto, dicho estudio de la influencia de las fuerzas mecánicas en procesos celulares como el cáncer, abre una nueva esperanza en el diagnóstico y tratamiento de las enfermedades oncológicas.

El desarrollo de modelos de investigación 'en un chip' (system on a chip) permiten representar el entorno en tres dimensiones de los tejidos reales. A modo de conclusión, los estímulos mecánicos de las células se convierten en una diana terapéutica para diseñar nuevos fármacos que frenen la progresión del tumor asociado a los pacientes que sufren metástasis, para mejorar su supervivencia.

Contra las 'superbacterias'

Nuevos fármacos para combatir las 'superbacterias' de las infecciones resistentes. Este es el otro proyecto del que se habló en la presentación de estas 12 investigaciones del MIT-Spain "la Caixa". Lo hizo Alexandra Muñoz, del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, que lo desarrolla junto a César de la Fuente.

En la actualidad, la resistencia a los antibióticos es un problema de salud global. Cada año, las superbacterias provocan 23.000 muertes en los Estados Unidos y 25.000 muertes más en Europa, con España como el país con mayor número de casos. En este contexto, es importante el desarrollo de nuevos fármacos para combatir las bacterias resistentes. Los polímeros son compuestos químicos que ofrecen un nuevo sistema de liberación de fármacos más potente y con efectividad a largo plazo, sin que sea tóxico para el organismo.

Según se señaló durante la presentación, los polímeros utilizados en esta investigación son materiales de carga positiva que se atraen con la membrana de los microbios, de carga negativa. Esta interacción permite la destrucción de la membrana bacteriana, lo que provoca su muerte sin que el microbio tenga oportunidad de mutar y generar resistencias a fármacos.

[[{"fid":"81564","view_mode":"ancho_total","fields":{},"type":"media","attributes":{"alt":"De izquierda a derecha, J. Samitier, director del IBEC; M. Balcells, codirectora de MIT-Spain; À. Font, de la Fundación Bancaria \\\"la Caixa\\\"; y A. Muñoz, del CSIC.","title":"De izquierda a derecha, J. Samitier, director del IBEC; M. Balcells, codirectora de MIT-Spain; À. Font, de la Fundación Bancaria \\\"la Caixa\\\"; y A. Muñoz, del CSIC.","class":"img-responsive media-element file-ancho-total"}}]]De izquierda a derecha, J. Samitier, director del IBEC; M. Balcells, codirectora de MIT-Spain; À. Font, de la Fundación Bancaria "la Caixa"; y A. Muñoz, del CSIC.

Estos son solo dos de la docena de proyectos pioneros de investigación transoceánica seleccionados por el programa MIT-Spain "la Caixa" Foundation Seed Fund, de los 30 presentados por distintos centros de investigación y universidades. Los aspirantes (y ganadores) debían centrar sus iniciativas en tres ámbitos. Por un lado, el de la Salud (cáncer, sida-VIH, enfermedades cardiovasculares, enfermedades neurodegenerativas, salud global y planetaria); por otro, el de la Energía (nuevas fuentes de energía y energías renovables); y, por último, el de la economía global (economía, ciencia y tecnología como herramientas para combatir la desigualdad social).

Revisión anual

Cabe subrayar que el comité de evaluación está compuesto por profesores del MIT que analizan las propuestas de sus campos de investigación. En el proceso de revisión anual está previsto que tomen parte hasta un centenar de docentes del prestigioso instituto estadounidense. 

Al margen de las dos investigaciones descritas, el resto de seleccionados son 'Una oreja artificial por impresión 3D con células del paciente'; 'Detección rápida y optimizada de las mutaciones que provocan cáncer'; 'El reto de las enfermedades cardiovasculares: diagnosticar antes de la aparición de los primeros síntomas'; 'Cómo mejorar las placas solares fotovoltaicas'; 'Una red eléctrica inteligente para las energías renovables'; 'Los rayos amenazan molinos de viento y aeronaves'; 'Hacia una obtención más sostenible de productos químicos'; 'El reto de almacenar la energía de fuentes renovables'; 'El reto de los ordenadores cuánticos: la superconductividad'; y 'Los algoritmos sesgan la realidad que ves en Internet'.

Hay que decir que el MIT es una de las entidades más prestigiosas internacionalmente en el campo de la investigación. Su misión es avanzar en el conocimiento y educar a los estudiantes en la ciencia, la tecnología y otras áreas de investigación que sirvan para ayudar de la mejor forma posible a la humanidad en el siglo XXI. Un estudio reciente estima que los exalumnos del MIT han impulsado más de 30.000 empresas, de modo que han creado 4,6 millones de empleos y han generado aproximadamente 1,9 billones de dólares en ingresos anuales.