Ingresos


Ingresos: definición

Los ingresos, por definición, son el incremento del patrimonio de un particular o una empresa, teniendo en cuenta los activos y los pasivos. Es decir, son las entradas de dinero en los caudales de una persona física o jurídica en pago de su trabajo o de la venta de sus bienes/servicios. 

Ejemplo:

“Los ingresos medios de los hogares en España llevaban seis años consecutivos cayendo”.

Tipos de ingresos

  • Ingresos de explotación. Ingresos que obtiene la empresa al realizar por su actividad: por ventas, por alquiler de recursos, por subvenciones... 

Ejemplo:

 “El 96% de los ingresos proceden de la actividad bancaria básica, tras la menor actividad por operaciones financieras (-66,7%) y la menor contribución de las participadas (-21%)”.

  • Ingresos financieros. Son los resultados de las inversiones, ya sea por la venta de activos, por la obtención de dividendos, etc. 
  • Ingresos fiscales. Son los que obtiene el Estado y las instituciones públicas por el cobro de impuestos, sanciones, tasas, etc., y que sirven para financiar las actividades estatales.  

Ejemplo:

“… no estamos de acuerdo con su modelo impositivo, que pretende regalar buena parte del ingreso fiscal a las clases más altas y dejar desprotegidas a las clases más bajas”

  • Ingresos brutos. Constituyen el total de los recursos recibidos, antes de descontar impuestos y retenciones. Una vez aplicada la deducción, hablamos de ingresos netos. 

Ejemplo: 

“Pablo Iglesias reconocía en su propio blog ingresar 913.45 euros líquidos mensuales, por lo que su declaración, que habla de ingresos brutos, no netos, no estaría bien rellenada”.