La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, se halla preocupada por la posible utilización de las bases de Morón y Rota por el ejército americano en su lucha contra el ébola. Y tiene motivos de preocupación fundados ya que el Gobierno central, en este asunto, está cometiendo los mismos errores que con la crisis tras el ingreso de la enfermera Teresa, silencio y desinformación.

Se enteró por la prensa del uso de las bases
La presidenta de la Junta lamenta que la única información que ha recibido el Gobierno andaluz haya sido a través de los medios de comunicación. Este hecho lo ha desvelado en el programa de La Sexta TV, 'Al Rojo Vivo" al reconocer que se enteró por la prensa de ello. Susana Díaz ha afirmado que le preocupa esa posible utilización de las bases y ha lamentado la desinformación del Gobierno central. Por ello y con los antecedentes existentes ha llamado a Rajoy a no repetir los errores cometidos con la enfermera ingresada de ébola en el hospital "Carlos III" de Madrid.

Evitar la alarma social
Según la socialista "el Gobierno de Andalucía merece estar informado de lo que se habla con Estados Unidos y los ciudadanos merecen explicaciones para que no haya alarma social, ha dicho. Además, Díaz ha subrayado que ha dado muestras de "arrimar siempre el hombro en los grandes temas del país".

72 horas de silencio del Gobierno
Por esta singular y discriminatoria actitud del Gobierno central, la presidenta andaluza se ha quejado de nuevo ya que el Ministerio de Defensa, tres días después, no le había informado sobre una posible utilización de las bases de Morón de la Frontera (Sevilla) y Rota (Cádiz) como zona de tránsito para misiones en África contra el ébola. Dos bases enclavadas en territorio andaluz por lo que se considera de obligatoria y necesaria la circulación de información entre los dos administraciones.

La presidenta se entera por la prensa
Ha vuelto a lamentar que conociera esta información a través de los medios de comunicación y ha explicado que, a raíz de su queja, la Junta recibió una llamada de la Delegación del Gobierno, en la que se le comunicó que ya se avisaría e informaría de los protocolos de seguridad, sin que haya tenido más noticias hasta ahora.

Reunión con James Costos
También ha recordado que en la reunión que mantuvo ayer con el embajador de Estados Unidos, James Costos, le confirmó que se estaba produciendo la negociación, y ha insistido en que "lo que corresponde es que el Gobierno de la nación traslade esta información a la Junta".

Quiere "colaborar pero sin los errores anteriores"
"Yo quiero colaborar, todos tenemos que hacerlo para evitar la alarma social, pero los errores que se cometieron en el caso de Teresa Romero exigen mayor celeridad en la información, más transparencia y mucho más rigor", ha reclamado. Para Susana Díaz, sin duda, las cosas no se hicieron bien ante el caso de la enfermera contagiada de ébola, Teresa Romero.

Que se vaya Mato o la sustituya Rajoy
En cuanto al papel de la ministra de Sanidad, Ana Mato, Díaz ha considerado que "ya no le vale" ni al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que es el primero que la ha "apartado" de sus competencias. "Si el presidente del Gobierno no la considera idónea y no confía en ella, cómo vamos a confiar los españoles", según ha expresado Díaz. Ha agregado que si Rajoy ha puesto a la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, al "frente de sanidad, este país ya no tiene ministra de Sanidad", de manera que Mato "o tiene que irse" o Rajoy la "tiene que sustituir, porque al que no le vale es a él".