El debate organizado por El País, y que se vendió como el primer gran debate en internet, tuvo un efecto paradójico: le dio a la televisión ultraconservadora de los obispos, 13 TV, más del doble de su audiencia habitual. Y es que en esta cadena tuvieron la gran idea de ‘apuntarse’ a dar el ‘choque’ entre Sánchez, Rivera e Iglesias. Sin complejos. Y fueron los únicos.

Urdaci era una visión del pasado en un debate entre los 'nuevos' candidatos
¿Resultado? 13TV reunió a esa hora una de sus audiencias históricas, 755.000 personas, lo que significó un 4% de share. Un resultado excelente para una de las llamadas cadena digitales. Con un añadido, el programa “El Gran Debate: Con Alfredo Urdaci” (sí, fue él quien lo presentó.., otra paradoja, ver a un rostro de la prehistoria entre quienes se suponen son las caras del futuro), dejó un regalo extra. El Cascabel, el programa que le seguía, logró también uno de sus mejores resultados, ya que retuvo a 631.000 personas y un 4.2% de la cuota de pantalla a esa hora.

Como referencia, el lunes anterior en esa franja 13 TV se movió entorno a los 400.000 espectadores y un entre un 2.1 y un 2.8% del share, y el viernes anterior alrededor de los 350.000 espectadores y un 2% de cuota de pantalla.

Rajoy un 'mal regalo' para Piqueras
A quien le fue peor fue a Telecinco y su ‘contraprogramación’ con Mariano Rajoy. Aunque siguió como informativo líder, el espacio que dirige Pedro Piqueras se quedó con 2.869.000 espectadores y un 16.6% de audiencia. Un resultado que, si se compara con el obtenido el lunes anterior, supone una pérdida muy significativa, ya que entonces Piqueras reunió a 3.523.000 personas, lo que significa un 19,6%.