El presidente de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, ha abierto la veda contra Mariano Rajoy. Entrevistado por Carlos Alsina en Onda Cero ha sido muy crítico con la reacción del jefe del Eejcutivo a la debacle electoral. Preguntado en concreto por si era el mejor candidato a las generales ha ido a la yugular: "Yo le diría a Rajoy: presidente mírate al espejo y respóndete a ti mismo. Si él considera que él es el candidato tiene todas las razones, toda la legitimidad". Justo después ha puntualizado que "otra cosa es que el PP tiene que apostar clarísimamente por una renovación".

Para Herrera es imprescindible el relevo generacional, al que pone nombre y apellidos: Pablo Casado, una persona ya señalada en este sentido por José María Aznar en un mitin en Ávila.

Es el primer barón popular que cruza esta línea roja. Son muchos los que critican en privado al líder del PP pero pocos los que se atreven a decirlo con claridad. De hecho, no quiso participar en el Comité Ejecutivo del PP porque, según ha confesado en la emisora de Planeta, "como todo torero necesitaba darle un poco de distancia al toro". Él ha añadido, prefiere "ver el paisaje después de la batalla con más calma y tener una segunda jornada de reflexión".

La crítica de Herrera se extiende también a sí mismo. Consciente de la pérdida de 200.000 votos, se ha preguntado qué ha pasado para que la gente se quede en casa y ha abierto la posibilidad de que no sea finalmente investido como presidente de Castilla y León. "No se puede descartar que sea investido pero tampoco otra decisión", ha asegurado apuntando incluso a que podría haber un relevo. "Con el inicio de la legislatura se abre un tiempo nuevo, en el que veo la llegada de generaciones nuevas", ha comentado. Las insinuaciones que apuntan a su posible marcha han sido varias. No sólo ha subrayado sus dudas a la hora de volver a presentarse sino también ha dicho que "uno tiene que empezar a pensar en sí mismo".

En cualquier caso, a la hora de repartir responsabilidades por la pérdida de votos en este feudo del PP, no se ha olvidado del ministro José Manuel Soria. "Se me presenta como ganador de las elecciones y he perdido 11 escaños, algo ha tenido que ver la insensibilidad y arrogancia con la que el Ministerio de Industria ha tratado la minería del carbón", ha sentenciado.

Herrera también ha dado al Gobierno de Rajoy donde más le duele al considerar que se ha "abusado" del discurso de la recuperación. Cree que esa mejora de la situación "no es percibida por las familias y son muchos los millones de parados".  Por si fuera poco ha añadido: "La mejora no es gracias a la varita mágica de los gobernantes sino a los esfuerzos de todos".

Puestos a criticar, su balance de las elecciones es claro: se han perdido "por antipáticos". Asimismo ha explicado su desagrado con el término de barón: "No me gusta. Procuro que me quiera la gente y eso es más importante qu el ejercicio de una baronía".