El rey Felipe VI comparece ante los españoles desde el Palacio de La Zarzuela con el pimer mensaje televisado de Navidad de su reinado, en el que traslada a los ciudadanos sus compromisos y preocupaciones ante el nuevo año. EFE El rey Felipe VI comparece ante los españoles desde el Palacio de La Zarzuela con el pimer mensaje televisado de Navidad de su reinado, en el que traslada a los ciudadanos sus compromisos y preocupaciones ante el nuevo año. EFE



Podemos ha señalado que coincide en parte con el análisis de los problemas del país realizado por el Rey Felipe VI en su discurso de Navidad, si bien ha subrayado que con la ilusión de la que hizo gala el monarca "no se acaba ni con el paro ni con la corrupción".

"Confiar en lo viejo"
Así lo ha expresado la responsable de Movimientos Sociales de la formación, Irene Montero, subraya que el rey ha sido capaz de hacer "un buen análisis" de la situación actual de España y "ha reconocido que el cambio es inevitable", pero eso, ha dicho, "no pasa por confiar en lo viejo".

Ilusión
"El rey apelaba a la ilusión pero con ilusión no se acaba con el paro ni con la corrupción", explica Montero, que lamenta que el monarca "no haya tenido la valentía" de plantear que es el pueblo el que puede hacer las cosas de otra manera. "Se ha atrincherado en los planteamientos de los mismos que nos han traído a esta situación, al defender que son ellos los que deben conducir la regeneración del país", asegura.

Condiciones de vida
Además, Podemos echa en falta "hablar más de las duras condiciones de vida" de los ciudadanos "que no aparecían en esa imagen que el rey pintaba del país". La formación se refiere así a "exiliados que vienen por Navidad y se vuelven, exiliados que no tienen dinero ni para venir en estas fiestas, desahuciados y personas que no tienen calefacción ni siquiera en estas fechas".

Corrupción
En relación al procesamiento de la infanta Cristina, Montero explica que "lo importante no es que la mencione" ya que la corrupción "afecta a todos los niveles del Estado", sino que "se comprometa con medidas efectivas" para que no existan instituciones corruptas.