Alegría y jolgorio en RTVE. Por fin tienen un dato de audiencia del que presumir y han tardado bien poco en informar en nota de prensa de su fantástico resultado. Ni más ni menos que un ¡69,4% de share!, en una cadena que hace equilibrios sobre el 10% de media. Eso sí, el problema es que el dato es de la emisión de los encierros de San Fermín, entre las 7 y las 8 de la mañana, cuando cuatro gatos están delante del televisor.

En concreto, TVE ha conseguido congregar frente al televisor a una media de 1,6 millones de espectadores, lo que se convierte en ese 69,4% de cuota de pantalla entre las emisiones de La 1 y el 24 Horas. Es decir, a una hora en la que había poco más de 2 millones de espectadores.

Eso en lo que se refiere a los encierros en directo y teniendo en cuenta que es la única cadena que los emite en directo. Porque el programa Vive San Fermín, presentado por Elena S. Sánchez y Javier Solano de 07:15 a 08:30, se quedó en 852.000 espectadores, lo que supone el 51,4% de share.

Navarros ante la tele
Puestos a presumir, TVE ha aislado los datos conseguidos en Navarra, donde el 98,9% de los espectadores estaba viendo los encierros, mientras que el programa se vio por el 95,3% de los televidentes. Lo que en datos absolutos no es más que 125.000 espectadores para el encierro y 75.000 para Vive San Fermín.

Carolina Cerezuela, presentadora de 'Insuperables'. RTVE



Fiasco talentoso
El anuncio de los datos a bombo y platillo de San Fermín coincide con el fiasco que están suponiendo las nuevas apuestas de TVE para la hora en que la gente sí está viendo la tele, en concreto en el prime time. Hablamos de Insuperables, un talent show del estilo Tú sí que vales que presenta Carolina Cerezuela y que este lunes cayó hasta el 8,3% de share, con 1.203.000 espectadores.

Cocinero estrellados
Y por el mismo camino va Cocineros al volante, un nuevo concurso de cocina que no ha conseguido ni de lejos contagiarse del éxito de Master Chef. En su primera emisión, el programa arrancó bien, pero en su segunda, cuando se esperaba el despegue, cayó más de 4 puntos, hasta el 9,2%, con 1.316.000 espectadores. Datos que no ayudan a elevar la audiencia media del 8% que tiene TVE y que no se remonta ni siquiera pidiendo a San Fermín, por ser nuestro patrón.