El BNG y el PSOE que gobiernan en la Diputación de Lugo han votado a favor de retirar los honores que la institución provincial concedió durante la dictadura a Franco y a la Falange, pero la abstención de 11 diputados del PP ha evitado que salga adelante la iniciativa.


El PP recurre a un ardid legal

El reglamento de la Diputación de Lugo sobre este punto advierte de que los honores sólo se pueden retirar si hay unanimidad de los grupos, por lo que el presidente provincial, el socialista José Ramón Gómez Besteiro, ha anunciado que promoverá su reforma para llevar de nuevo la propuesta al próximo pleno en el mes de enero.


El PP se justifica en que "lo de atrás" procuran olvidarlo

En los argumentos del pleno de este martes, recogidos por Europa Press, el viceportavoz del PP, Fernando Pensado, ha justificado la posición de su grupo negándose a "recibir ningún tipo de lecciones democráticas" y diciendo que "no vamos a ser meros comparsas del BNG, ni del PSOE". "El PP siempre mira al presente y para el futuro. Lo de atrás procura siempre olvidarlo", ha insisistido.


BNG: "Suelten amarras"

Antonio Veiga, del BNG, había reclamado al PP que en estas cuestiones "esté a la altura de las circunstancias y tenga las suficientes miras democráticos", aunque reconoció que "no nos extraña" la postura de esa formación, aludiendo a una iniciativa similar que frenaron en 2009. "No engañen a la ciudadanía señores del PP, si no creen en el sistema democrático, díganlo de una vez por todos y suelten amarras con eso que parece que les ata al año 75", reclamó Veiga.


PSOE: "Algún día tienen que dar ese paso"

Mientras, el portavoz socialista, Manuel Martínez, ha lamentado que el PP "siga mirando para atrás y no se convierta en una derecha moderna". "Algún día tienen que dar ese paso y olvidarse del lastre que tienen de la dictadura, que quieran o no fue donde nacieron ustedes", ha espetado a las filas 'populares'.


Honores a Franco, a la Falange y a Pilar Primo de Rivera

Franco fue nombrado presidente de honor de la Diputación provincial en 1944 y el título se ratificó un año después, sumándose en 1958 la Medalla de Oro de la institución provincial. Esta medalla también se le otorgó a la sección femenina de la Falange y a Pilar Primo de Rivera, y en 1965 al frente de juventudes de la Falange.