A partir de ahora se abren diferentes opciones alrededor del Partido Popular de Madrid. En este sentido, la dirección nacional prevé crear una comisión gestora para suplir la baja que deja la dimisión de Aguirre y el descabezamiento de la formación.

La gestora, según fuentes populares consultadas por Efe, se encargará de llevar las riendas del partido hasta que se celebre un congreso regional.

La decisión de Esperanza Aguirre ha sido personal y nadie en la cúpula del PP se la había pedido, han indicado desde la dirección nacional. Aguirre ha comunicado su decisión directamente a Mariano Rajoy y no se la había trasladado al resto de los dirigentes de la cúpula del partido.

La ya ex presidenta de los 'populares' de Madrid ha presentado su dimisión tras las informaciones aparecidas en los últimos días sobre su partido, que le han llevado a asumir su "responsabilidad política", según sus palabras.