Se aproxima una de las fechas más esperadas por los pequeños de la casa, Halloween. Aunque no es una celebración propia de España, cada vez son más las familias que recorren las calles llamando a las puertas de los vecinos para jugar al mítico 'Truco o Trato'.

Sin embargo, este año la festividad deberá celebrarse de puertas para adentro debido a la pandemia. Para disfrutar de una buena fiesta de Halloween se necesita, aparte de muchas telarañas, calabazas y terroríficos disfraces, deliciosas y divertidas recetas que los peques pueden preparar sin peligro.

Receta murciélago de oreo

Piruletas de murciélago de oreo

Ingredientes

Oreo

Ojos pequeños de caramelo

Chocolate blanco

Chocolate negro

Palillos de brocheta

Opcional: chocolatina Reese's o cualquier otra de forma redondeada

Elaboración

Abrimos la galleta oreo y dividimos en dos una de las mitades para conseguir dos alas para el murciélago.

Introducimos en el microondas el chocolate blanco a media potencia teniendo cuidado de que no se funda demasiado. Repetimos el procedimiento con el chocolate negro, pero con el microondas a alta potencia y unos 30 segundos.  

Mojamos en el chocolate negro uno de los palillos y rociamos la parte de atrás de los ojos para que al secarse se pegue de forma compacta a la galleta. Repetimos el procedimiento con las alas y las dos galletas que harán de cuerpo del murciélago.

A continuación, utilizamos otro palillo, pero esta vez lo mojamos en el chocolate blanco para hacer la boca y los colmillos. Después, lo empapamos de nuevo y lo introducimos entre las dos galletas hasta conseguir que se seque.

Otra opción, es utilizar las chocolatinas Reese's o cualquier otras redondeadas para simular el cuerpo del murciélago. Para adherir las alas y los ojos también se puede utilizar mantequilla. Esta receta es ideal para colocar los murciélagos a modo decoración.

Recetas de Halloween: ojos de oreo con chocolate

Ojos monstruosos

Ingredientes

Galletas oreo

Colorante alimentario verde

Gelatina o mermelada

Ojos grandes de caramelo

Chocolate blanco para fundir

Manga pastelera o bolsa blanca transparente hermética

Elaboración

Fundimos el chocolate y añadimos el colorante alimentario elegido, nuestra opción es de color verde, pero sirve cualquier otra tonalidad.

Añadimos el chocolate fundido en una manga pastelera para distribuirlo sobre la crema blanca de la galleta. Si no se tiene este utensilio se puede utilizar una bolsa pequeña transparente hermética con un pequeño agujero en la punta para dosificar la cantidad que queremos echar sobre la galleta. Antes de que se seque, colocamos el ojo y con cualquier tipo de mermelada roja o gelatina dibujamos las venas del ojo del monstruo.

Y con estos sencillos pasos conseguiremos el horripilante dulce para la fiesta de Halloween. 

Receta de Halloween: Cake Pops de Frankenstein

Cake Pops de Frankenstein

Ingredientes

Nubes de azúcar

Caramelo verde

Vaso de arroz

Chocolate con leche para fundir

Barritas de pretzel

Bolígrafo de tinta comestible

Palillos de brocheta

Elaboración

En primer lugar, insertamos el algodón de azúcar en el palillo. A continuación, derretimos el caramelo verde en el microondas y bañamos el algodón.

Colocamos el palillo en el vaso con arroz para que esté bien sujeto de forma horizontal y el caramelo se extienda homogéneamente por todo el algodón. Después, lo introducimos en la nevera para que se seque.

Una vez hecho esto, se derrite el chocolate al baño maría o, bien, en el microondas y se rocía la parte superior del algodón para simular el cabello de Frankenstein. Un pequeño truco es utilizar un cepillo de diente para dibujar pequeños cabellos en la frente. Se vuelve a introducir en la nevera.

Para los tornillos se utilizan las barritas de pretzel y simplemente basta con clavarlas en el algodón. Para los ojos se utilizan pequeñas bolitas de algodón y se dibuja la pupila con el chocolate fundido.

Para los demás detalles de la cara se utiliza el bolígrafo de tinta comestible.

¿Con cuál de estas recetas espeluznantes te quedas?