El alcade de Marinaleda y la dirección andaluza de IU han recompuesto relaciones. Presentar candidaturas separadas en Marinaleda habría sido algo más que una ruptura: habría sido un verdadero desgarro para muchos militantes, simpatizantes y votantes de la localidad, verdadero emblema ideológico y territorial para la coalición de izquierdas. Juan Manuel Sánchez Gordillo, líder nacional de la Candidatura Unitaria de Trabajadores (CUT) y alcalde de Marinaleda, volverá a aspirar en las próximas elecciones municipales del 24 de mayo a la Alcaldía de la localidad sevillana encabezando una lista bajo las siglas CUT-IU. En los últimos años las relaciones entre ambas formaciones no han sido nada fáciles. Sánchez Gordillo tuvo durante mucho tiempo un pie fuera de la coalición, sobre todo a raíz del pacto de gobierno con el PSOE en la Junta de Andalucía, que el alcalde de Marinaleda siempre consideró un error. Según han confirmado a Europa Press fuentes de la CUT y de IULV-CA, a pesar de que la formación que lidera Sánchez Gordillo abandonó la coalición de izquierdas, finalmente se ha alcanzado una lista de consenso entre ambas fuerzas políticas para la próxima cita local con las urnas, una lista que ha ratificado la dirección provincial de IULV-CA. Así las cosas, el líder jornalero es el único alcalde andaluz que aspirará en las elecciones municipales a lograr su décimo mandato consecutivo al frente del Ayuntamiento de Marinaleda. De esta manera, si logra un resultado electoral que le permita repetir un nuevo mandato, Sánchez Gordillo acumulará 40 años al frente del gobierno local en Marinaleda, convirtiéndose así en el único ‘superviviente’ de los alcaldes andaluces que accedieron al cargo en las primeras elecciones locales celebradas en abril de 1979. LISTA CUT-IU Así las cosas, Sánchez Gordillo concurre a los comicios locales de 2015 en una lista bajo las siglas CUT-IU, cuando se da la circunstancia de que la formación que lidera el alcaldable abandonó oficialmente IULV-CA en el mes de febrero. Las razones que esgrimió la CUT para abandonar la coalición de izquierdas respondió a su “oposición constante” a la “política de pactos” con el PSOE-A puesta en marcha por la “mayoría de IU representada por el PCE” de la que pusieron como ejemplo el pacto en el Gobierno andaluz. Por otro lado, cabe recordar que Sánchez Gordillo renunció durante la pasada legislatura al escaño que ostentaba en el Parlamento andaluz con IULV-CA en cumplimiento de la Ley Electoral de Andalucía, avalada por el Tribunal Constitucional, que declaró incompatibles los cargos de parlamentario y regidor municipal, para poder así seguir al frente del gobierno local de Marinaleda.