Susana Díaz tras el segundo acto de bocot. Al fondo el dirigente del PP malagueño, Francisco Oblaré, forcejeando con miembros de la seguridad de la presidenta de la Junta Segundo intento de boicot al acto. Al fondo el dirigente del PP malagueño, Francisco Oblaré, forcejeando con miembros de la seguridad de la presidenta


Nadie esperaba que desde el PP andaluz y malagueño se cuestionase y criticase el acoso al que fue sometida este sábado la presidenta de la Junta de Andalucía por parte de dirigentes y alcaldes del Partido Popular malagueño. Al fin y al cabo, parte de los acosadores y "reventadores" del acto del X Aniversario del Museo Picasso Málaga forman parte del núcleo de dirección de los conservadores malagueños y la situación ahora en el PP andaluz no está para ir creando enemigos internos.


Defensa contundente del escrache
No obstante, ha sorprendido la contundencia con la que desde el ámbito regional y provincial del PP han defendido la acción, a todas luces, inapropiada de un partido mayoritario y de gobierno. Por un lado, el secretario general del PP andaluz, José Luis Sanz, ha negado que "en ningún momento se haya producido ninguna situación de acoso por parte de los alcaldes y concejales populares malagueños" a la presidenta de la Junta, Susana Díaz.




Uno de los militantes del PP en plena labor de acoso al coche oficia de Susana Díaz al que intentaron impedir su salida del hotel Uno de los militantes del PP en plena labor de acoso al coche oficial de Susana Díaz al que intentaron impedir su salida del hotel



Los alcaldes acosadores son las víctimas
El casi seguro candidato del PP andaluz a la Presidencia de la Junta de Andalucía y mano derecha de Zoido, José Luis Sanz, ha indicado que "acoso es el que han sufrido las distintas sedes del Partido Popular por parte de miembros del PSOE", y justifica a sus compañeros malagueños por que lo ocurrido ayer en Málaga fue "una protesta protagonizada por un conjunto de alcaldes que ya no soportan más los impagos de la Junta de Andalucía, ni la situación de asfixia financiera a la que ésta les somete".

Que Susana Díaz "aprenda a escuchar a los alcaldes"
El secretario de los populares andaluces ha aseverado que Díaz "debería aprender a escuchar las reinvindicaciones de los alcaldes andaluces", a la par que le insta a que "deje de manipular la realidad de lo ocurrido". "Si el PP hubiera observado un comportamiento de acoso que fuera reprochable no hubiera tenido ningún problema en decirlo ni en reconocerlo", concluye José Luis Sanz.

Presidente el PP de Málaga: "Reivindicar un derecho no es sinónimo de acosar"
Por su parte el presidente del PP de Málaga, Elías Bendodo, ha reprochado a la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, su "falta de voluntad democrática" al "despreciar" este sábado a los alcaldes que trataron de hacerle llegar la reclamación de una deuda de más de 16,7 millones de euros que "asfixia" la economía de los municipios menores de 25.000 habitantes.

Bendodo el autor intelectual de los incidentes
Al que muchos miran como el autor intelectual de las impresentables acciones callejeras de ayer, el presidente del PP malagueño Elías Bendodo, ha ido más lejos y recurre a la estrategia de que el ofensor pase a ser el ofendido. Según Bendodo  "Susana Díaz ha despreciado a los malagueños y ha dado la espalda a nuestros problemas", ha denunciado el líder de los 'populares' malagueños, quien ha respaldado la actuación de sus alcaldes y ha rechazado cualquier tipo de acoso por parte de los miembros de la delegación que salió al encuentro de la presidenta de la Junta.

Ejercieron "su derecho" a cobrar deudas de la Junta
Bendodo ha señalado que durante dos días alcaldes y concejales del PP de municipios menores de 25.000 habitantes han protagonizado "un encierro ejemplar" en la Delegación de la Junta, en el que "han reivindicado su derecho a cobrar deudas pendientes e impulsar así planes de empleo que reactiven la economía local".

Para el presidente de los 'populares' de Málaga y de la Diputación, "reivindicar un derecho no es sinónimo de acosar" Para el presidente del PP de Málaga, Elías Bendodo, "reivindicar un derecho no es sinónimo de acosar"



"Reivindicar no es acosar"
Para el presidente de los 'populares' de Málaga y de la Diputación, "reivindicar un derecho no es sinónimo de acosar". "Son cuestiones muy diferentes, que los dirigentes socialistas deberían aprender a diferenciar", ha apuntado. Bendodo ha especificado que "lo único que pretendían los alcaldes y portavoces malagueños del PP era que la presidenta andaluza comprendiese la magnitud del problema y actuase en consecuencia". "Susana Díaz no puede seguir ignorando los impagos de la Junta y dando la espalda a esa realidad, escudándose en un supuesto acoso que no es tal en absoluto", ha concluido.

El líder de la revuelta: "Nuestra actitud fue respetuosa y dialogante"
El vicesecretario general del PP de Málaga, Francisco Oblaré, mano derecha y persona de la más absoluta confianza de Bendodo,  también ha negado que los alcaldes de su partido hayan acosado este sábado a la presidenta de la Junta, Susana Díaz, y ha asegurado que sólo querían un encuentro con ella de cinco minutos. Según Oblaré se dirigieron hacia la presidenta para que los atendiese y conociese el problema que tienen pero en ningún caso se ha tratado de acosar a Susana Díaz ni "violentar una situación que todos celebramos" como es acto del Museo "Picasso Málaga". "Nuestra actitud fue respetuosa y dialogante pero también reivindicativa", ha resaltado Oblaré.