Jueves, 2 de Octubre de 2014
rss
Política
Guadalajara retira el rótulo de la piscina porque lleva el nombre de una olímpica que es diputada regional del PSOE
0
          0 votos

Sonia Reyes es una taekwondista reconocida en Europa y en el mundo. Y no todos los pueblos y las ciudades de España tienen como vecinos a campeones mundiales. De ahí que Guadalajara reconociera en 2004 las excelencias deportivas de esta representante olímpica española, que tanto ha hecho para situar al deporte español en la élite internacional, dando su nombre a una piscina cubierta que ahora el visceral alcalde de la ciudad, Antonio Román, ha decidido retirar porque, sencillamente, “Sonia es desde mayo diputada regional del PSOE”, reconoce la portavoz municipal socialista, Magdalena Valerio.

“Vendetta política”
La decisión del alcalde alcarreño, que también ocupa un escaño en el Congreso de los Diputados, ha llamado la atención en la ciudad siendo él como ha sido jugador de balonmano en la Liga Asobal. “Cuando se inauguró la piscina, Sonia Reyes había sido doce veces campeona de España, mundial y europea, y esos logros eran los que se homenajeaban dando su nombre a la instalación”, subraya  Valerio, para seguidamente preguntarse: “¿Qué ha cambiado desde entonces hasta ahora? Los hitos deportivos alcanzados por Sonia Reyes siguen estando ahí, y esos no los puede borrar el señor Román, pero ha cambiado que ahora esta deportista de la ciudad de Guadalajara es diputada regional del PSOE, y eso es lo que molesta al alcalde y al PP”.

El ejemplo de Marta Domínguez
El PSOE recuerda al controvertido Antonio Román que el pabellón deportivo de Palencia lleva el nombre de Marta Domínguez desde 2009, siendo alcalde de la ciudad el socialista Heliodoro Gallego, que coincidió en el Ayuntamiento palentino con la reconocida atleta cuando ésta era concejala del PP. Aún es más, la campeona del mundo de 3.000 metros obstáculos, también da su nombre al pabellón deportivo de Venta de Baños, municipio de Palencia que igualmente gobierna el PSOE. ¿Acaso por eso hay que cambiar el nombre a las instalaciones porque la mediofondista es en la actualidad senadora del PP?

El polideportivo Sonia Reyes, antes y después de la acción del alcalde de Guadalajara.
El polideportivo Sonia Reyes, antes y después de la acción del alcalde de Guadalajara.

Calles franquistas…
Aún así, Antonio Román insiste en que con “las instalaciones deportivas no se debe hacer política”, pero, eso sí, se puede mantener la nomenclatura fascista y golpista en las calle de Guadalajara porque, según el alcalde, los ciudadanos así lo quisieron a través de una consulta que nadie conoce ni ha visto. En este sentido, la portavoz del PSOE, vuelve a preguntarse si el regidor va “a llegar a decirnos que cambia el nombre de la piscina después de una consulta popular a la ciudadanía, después de negarse a quitar el nombre del militar golpista Boixareu Rivera a una calle de la ciudad”, o Hermanos Ros Emperador, General Vives Camino, General Moscardó, Gutiérrez Orejón y Plaza de los Caídos, “pese a incumplir la Ley de Memoria Histórica”, añade, “dudo mucho que para la ciudadanía sea prioritario en estos momentos gastar recursos públicos en cambiarle el nombre a una instalación deportiva”.

…Y amigos extremistas
Y es que al alcalde de Guadalajara no es la primera vez que se le relaciona con el extremismo político. La pasada legislatura, el PSOE alcarreño acusó a Román de adjudicar contratos por valor de medio millón de euros al empresario Alberto Armada, “amigo de Antonio Román”, según los socialistas, y que fue candidato a las elecciones generales por el partido de extrema derecha Democracia Nacional.

Los comentarios en este artículo están cerrados.