Mariló Montero vuelve y, como todo lo que tiene que ver con la presentadora de La Mañana, lo hace en medio de polémica. Tras dudas sobre su continuidad en el espacio de La 1, por falta de acuerdo en las negociaciones con la dirección de RTVE, se confirma que Mariló continuará, y lo hará con más poder aún, al convertirse en la directora del programa.

TVE confirma que seguirá el mismo equipo
La dirección de RTVE ha cedido a las pretensiones de la presentadora, después de serias dudas sobre su continuidad. Según publicó Vanitatis en julio pasado, un directivo había asegurado que la presentadora “ni está ni se le espera”.

Un comunicado de UGT, conocido este jueves, denunciaba que Mariló Montero pretendía relevar a toda la plantilla fija de los trabajadores del programa y que fueran sustituidos por empleados de la productora Zeppelin. Sin embargo, responsables de Comunicación de RTVE han confirmado a la SER que se continuará con el mismo equipo, aunque no descartan la incorporación de algún colaborador.

El director terminó estresado
La presentadora ha conseguido además blindar su contrato por un año, por lo que no se negociarán sus condiciones, como se ha hecho hasta ahora, cada tres meses. El nombramiento de Mariló Montero como directora de La Mañana llega después de la dimisión del director del espacio hasta el momento, Víctor Otamendi, que al parecer tuvo diferencias con la presentadora que le llevaron a padecer estrés. El director “no podía más”, según confirmaron fuentes de la cadena a Vanitatis.

Mariló Montero recupera la conducción del programa después de su salida en junio pasado “por problemas de salud”. Según se supo, una fibromialgia que padece la presentadora se complicó por un mal diagnóstico que la llevó a comenzar un tratamiento que le acarreó consecuencias negativas.