Alfred Bosch, presidente del grupo municipal de ERC en el Ayuntamiento de Barcelona, desencadenó este jueves un monumental lío de banderas en la fiesta de la Mercé al colgar una senyera estelada en el balcón del edificio consistorial. Su acción provocó una reacción del concejal del PP, Alberto Fernández Díaz, que intentó colgar una enseña de España. El resultado, escenas ridículas, con tirones de las banderas, discusiones públicas y un 'acuerdo' para acabar retirando las dos enseñas.



Ni el momento ni el gesto El portavoz de ERC este viernes por la mañana emitía un comunicado en el que reconocía su error por provocar en un momento así tensión. "He reflexionado -escribe Bosch- sobre mi acto y debo reconocer que no estuve acertado. Seguro que no era el momento ni el gesto que hacía falta". Y remataba su nota con una petición de disculpas por su gesto "a los que hayan encontrado poco oportuno y sobre todo, a las miles de personas que hace días trabajan por el objetivo más noble que nos hemos marcado como puedo, que ahora se hayan podido sentir perjudicados". En referencia, claro, a los independentistas y este gesto 'imponiendo' la estelada. La petición de perdón, y el propio gesto, han encontrado rápida respuesta en redes con memes donde se ridiculiza los pasado ayer, a menudo comparado con un acto medieval..., y también la petición de perdón de Bosch, que recuerda otras...





Alfred Bosch y el Rey Juan Carlos..., arrepentidos