Política
Mariano Rajoy, en una imagen de archivo, celebrando una victoria electoral.
Mariano Rajoy saluda desde el balcón de Génova tras ganar las elecciones generales

¿Qué decía el PP sobre las pensiones en campaña electoral?

El Partido Popular asegura que desde el 2012 los pensionistas han ganado en poder adquisitivo, los pensionistas denuncian la "subida de mierda" del 0,25

Mar, 13 Mar 2018

Las pensiones están garantizadas ahora y en el futuro”, “con decisiones del PP, ganan los pensionistas” o “el Gobierno siempre quiere mejorar las pensiones son sólo algunas de las frases con las que el Partido Popular y el Ejecutivo de Mariano Rajoy intentan construir un muro. Una muralla que los separa de la realidad social e intenta acallar las protestas de los propios pensionistas que ven como, con la subida del 0,25%, sus pensiones no llegan para cubrir los gastos de una vida real. Es lo que los sindicatos han calificado como una “subida de mierda”.

Hay que recordar que este miércoles Rajoy comparece en el Congreso a petición propia con la intención de explicar las propuestas del Ejecutivo para garantizar la sostenibilidad del sistema de pensiones y sobre todo para revalorizarlas.

Y es que, mientras que las calles se llenan de pensionistas que no han dudado incluso en rodear el Congreso, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, asegura que se hace todo lo posible por tener unas pensiones dignas pero que hay un problema: No podemos gastar lo que no tenemos”.

El PP se olvida de sus promesas electorales

Con esta afirmación, Rajoy rompe una vez más una promesa electoral, algo que, por otro lado, es ya un clásico en el partidoY es que, el espacio entre lo que se dice y promete en campaña electoral con lo que luego se hace es muy amplio.

Si acudimos al programa electoral del PP para las elecciones del 20D (del 20 de diciembre del 2015), en su página 107 encontramos el punto “Nuestros mayores: el valor de la experiencia con pensiones garantizadas. En él, el PP reconoce que el aumento de la esperanza de vida supone un reto para el mantenimiento del sistema de pensiones, pero lo enmascara con el eufemismo de “el reto de la solidaridad intergeneracional”. Y es que, como prometió antes de las lecciones de 2011, querían “evitar toda discriminación en razón de la edad”.

“Hemos aprobado una reforma de las pensiones que permite tener confianza en su sostenibilidad, asegurando que no podrán ser congeladas de forma arbitraria”. Esta fue una de las primeras promesas electorales. El PP siempre ha insistido en que ellos nunca han congelado las pensiones, pero para los sindicatos una subida de un par de euros mensuales y la congelación es más que similar.

Se comprometió a mantener la calidad de vida de los pensionistas

Pero en este mismo programa electoral, el del 20D, el PP prometió mantener “la dignidad de las personas” con una política “que garantice la calidad, la equidad y la sostenibilidad del sistema”.

Sin olvidar que de cara a las elecciones los populares vendieron que iban a mejorar “la gestión del Sistema de Atención a la Dependencia para hacerla más ágil y eficaz, garantizando el mismo nivel de acceso en todo el territorio nacional”. A eso se comprometieron. La realidad es que el Gobierno del PP ha dejado a cero la Ley de Dependencia  haciendo casi imposible su aplicación y dejando de cientos de familias desamparadas.

¿La solución? Ahorro y seguir trabajando

Eso sí, no dudan en pedir en su propio programa electoral que las familias ahorren y en animar a los españoles a que sigan trabajando aun habiendo llegado a la edad de jubilación.

Hablan de favorecer “el ahorro de las familias en previsión de sus necesidades llegado el momento de la jubilación” y ayudar a la “prolongación voluntaria de la vida laboral más allá de la edad ordinaria de jubilación".

Las palabras de Celia Villalobos diciendo que nada costaba ahorrar un par de “eurillos” al mes para completar las pensiones despertaron gran polémica, pero la verdad es que el PP nunca ha ocultado esta idea. Ya en el programa para las elecciones del 20 de noviembre de 2011 proponían potenciar los sistemas complementarios a la Seguridad Social”; es decir, el ahorro y los planes de pensiones privados.

¿Por qué el PP promete a los pensionistas en campaña electoral?

La pregunta es ¿por qué antes de las elecciones el PP promete mejoras en las pensiones y una vez en el poder olvida sus compromisos? Porque les interesa tener contentos a los pensionistas, entre los más mayores está el groso de su electorado.

El barómetro publicado tras el 26J por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) ofrecía una radiografía clarividente del votante del PP: el 41,5% de sus electores tienen 65 años o más.  La formación popular es la que recibe buena parte de los votos de los jubilados, y según el censo, suman más de nueve millones de los 36,5 millones que tienen derecho a voto. En otras palabras, los jubilados son el 25% de los electores, por lo que uno de cada cuatro votos es de un pensionista y en su mayoría optan por el PP.

 

Natalia Castro es redactora de El Plural