Comunicación
Cristina Seguí. TWITTER
Cristina Seguí.
|
Fuente
:
TWITTER

Mongolia deja en ridículo a la colaboradora de Inda por montar un bulo contra la violencia de género

Cristina Seguí, fundadora de VOX, insulta a la revista por destapar su maquillaje sobre un agresor sexual

3K
Lun, 29 Ene 2018

Mongolia, la revista satírica, también se pluriemplea y divide sus esfuerzos para destapar bulos en las redes sociales, como el que ha intentado difundir la periodista “de ultraderecha moderada”, Cristina Seguí. La que fuera una de las fundadoras del partido de extrema derecha VOX, ahora se ha reciclado como colaboradora habitual de Intereconomía y articulista de cabecera en Ok Diario. Pero también se dedica en las redes sociales a cargar siempre que puede contra el feminismo y la “ideología de género”.

Algo que ha intentado hacer esta mañana, difundiendo una entrevista a un hombre al que ha presentado como una de “las primeras víctimas de la ideología de género”. El protagonista denunciaba en la entrevista, de El País, que “ahora necesitaré ayuda psicológica”, después de pasar cinco meses en prisión por un crimen que no había cometido, como el Equipo A. El delito, en concreto, había sido una agresión sexual que el ADN no había podido corroborar.

Sin embargo, como le ha recordado Mongolia a Seguí, lo que no dice en su cuenta de Twitter es que la entrevista es del año 2012, por lo que no acaba de salir de prisión. Algo a lo que la periodista ha contestado con insultos a la revista: “Van saliendo las noticias, idiota. ¿Te lo deletreo?”.

Pero es que la historia no acaba aquí, como explica Mongolia, porque el protagonista de todo este asunto sí acabó siendo condenado, en 2014, a 7 años de cárcel por dicha agresión sexual por la Audiencia de Tarragona. El tribunal consideró que, aunque no se pudo contrastar de quién era el ADN de la ropa interior de la víctima, sí existe el “convencimiento de que el autor de los hechos” fue el acusado.

Seguí, ante la existencia de esta noticia de 2014, ha vuelto a tirar de insulto, ha llamado “amongolados” a los responsables de la revista y les ha recordado que la Ley Integral contra la Violencia de Género es de 2004.