"Solamente un tercio de los estudiantes terminan un título sin repetir ningún curso, la media de la OCDE está en el 40%, y la tasa de abandono en la universidad es del 30%, el doble que en Europa. "Si esto lo convertimos en dinero, significa que estamos tirando unos 3.000 millones de euros por culpa de este abandono universitario", ha explicado Wert.

El grupo de expertos, que estará coordinado por la presidenta de la Real Academia Nacional de Farmacia y catedrática de la Universidad Complutense de Madrid, María Teresa Miras, e integrado por 11 vocales "del más alto nivel científico y económico", tendrá como objetivo "evaluar en el plazo de seis meses la situación del sistema universitario y elevar al Gobierno las recomendaciones para su mejora", según ha señalado el ministro.

Compara España con un estado de EE.UU
Wert ha comparado el número de universidades que existen en España, 79, con las de un estado estadounidense, California, que ha fijado en solo 10, a pesar de que tienen “una población semejante”, para trasmitir de manera tácita su opinión de que los centros superiores en España son demasiados.

"Yo solo digo que en España hay 79. Si eso es mucho, poco o lo adecuado será la comisión la que lo decida", ha respondido a la pregunta de un periodista que le ha preguntado si considera que son demasiadas.

"Una generalización muy particular"
El titular de Educación ha lamentado que en los últimos años se ha producido “una generalización muy particular” de la universidad, en la que hay actualmente, según precisó, “más de un millón y medio de estudiantes que recibe educación universitaria”. En ese sentido, ha dicho que "el gasto por alumno en proporción al PIB per capita es superior a los niveles de la OCDE". Igualmente ha indicado que “se han incrementado en los últimos años las ayudas en becas”, ha puntualizado Wert.

Las universidades españolas no entran en el ranking de las mejores
En opinión del ministro, a pesar de los “ingentes recursos” dedicados por el Estado, “no podemos calificar de satisfactoria la situación”, ya que, según dijo, ninguna de las universidades españoles está considerada entre las 150 mejores del mundo.

Carga contra las universidades italianas
El ministro de Educación ha criticado que el destino mayoritario de los estudiantes españoles que usan el programa Erasmus sean las universidades de Italia, que –ha dicho- “ no parece que sean un buen ejemplo en el mundo, ni siquiera en Europa”.