El pasado mes de diciembre, 'Manos Limpias' presentó una denuncia contra Esther Pastor, la directora de la oficina de la Presidencia de la Generalitat. La acusaba de haber utilizado dinero público para pagar estancias privadas en hoteles de la costa valenciana y de Madrid. Y en medio de la demanda incluía una insinuación que se convertía en la comidilla de la vida política y mediática valenciana: "Todo parece indicar -escribían en la denuncia- que (las habitaciones) no sólo han sido utilizadas por Pastor".

El presidente y 'su mano derecha', una vieja historia
La denuncia se convertía así en 'la justificación' para sacar a la luz un rumor creciente y persistente sobre la relación personal entre Alberto Fabra y su mano derecha, Esther Pastor. En este periódico se lo contamos en su momento. Coincidía además la denuncia con otras que se hacían sobre algún viaje del propio Alberto Fabra.

Alberto Fabra en primer plano, y tras él, Esther Pastor, su directora de Organización, Coordinación y Relaciones Institucionales / Foto Generalitat valenciana



El divorcio de Fabra, confirmado por su ya exmujer hace unas semanas, devolvió el asunto a 'la actualidad', y lo alimentó.

La Generalitat responde a una diputada monta 'el lío'
Ahora, quien ha dado una vuelta de tuerca al asunto ha sido el propio palacio de la Generalitat, que para justificar la presencia de Esther Pastor en esos hoteles y en esas fechas ha reconocido a una diputada valenciana que Alberto Fabra estaba en ellos. De esta manera pretenden dar cobertura al uso del dinero público para contratar las habitaciones de los hoteles, pero de manera indirecta incendian el 'otro asunto'.

Después de la denuncia ante los juzgados de Manos Limpias, Mireia Mollà, de Compromis, preguntó por estos gastos y, por escrito, ahora el 'Govern' los justifica echando mano a 'la agenda oficial'. Así, recuerda que estaba también con ellos otro personal de Presidencia. Pero lo cierto es que en realidad viene a confirmarse que de las siete estancias denunciadas por el pseudo sindicato, en cuatro sólo aparecen ellos dos, y conductores y personal de seguridad.

Cenas con ministras
El diario valenciano Levante señala en este sentido, que esos fines de semana de trabajo en los que estaban solos coinciden con visitas a Madrid, con las justificaciones de ir a asistir a Fitur, en un caso, y a la Asamblea de Constructores de Automóviles en otro, además de una cena con la ministra de Fomento, un día, y con la de Sanidad, en otro.