'Queríamos tanto a Luis', Barcenas, por supuesto. Así se titula el nuevo libro del periodista Ernesto Ekaizer que cuenta cómo fue, o es, la contabilidad B del Partido Popular. Entre sus revelaciones, destaca cómo Álvaro Lapuerta, tesorero del PP entre 1993 y 2008, confiesa a un periodista que entregó dinero en efectivo al entonces presidente del Gobierno, José María Aznar: “Hay una grabación de 8 minutos donde Lapuerta explica que iba al despacho del presidente del Gobierno y le entregaba billetes para distintas actividades del partido entremezclados en informes”, ha contado el periodista en la Cadena SER.

Ekaizer también cuenta cómo, en otra grabación, Lapuerta explica que visitó un banco con el otro extesorero del PP, Luis Bárcenas, en 1993: “Piden 30 millones de pesetas de la época para su campaña electoral y el empleado del banco les dice: 'Vuestro presidente os ha ganado. Ha venido antes y ya le hemos dado el dinero'”. Ese presidente es otra vez José María Aznar.

Sobre por qué no se han publicado estas declaraciones del extesorero, Ernesto Ekaizer ha explicado que el pasado mayo Bárcenas se reunió con el periodista que realizó las grabaciones y le pidió “que lo publique porque la cinta lo que ratifica es que Bárcenas ha dicho la verdad”, además de recordar que, entre los famosos papeles del extesorero sobre la supuesta contabilidad en B del partido, aparecían las siglas J. M. en repetidas ocasiones.

Lapuerta, que tiene ahora 86 años, siempre se ha justificado ante el juez para no declarar en su estado de salud pero Ekaizer afirma con rotundidad que “hay una sobreactuación. Mi información es que es muy consciente y sigue muy bien los razonamientos”.

El PP protegió a Bárcenas
En el libro, Ernesto Ekaizer también explica cómo desde el Partido Popular, antes de que llegase al Gobierno, dos de sus hombres fuertes, Alfredo Prada y Pedro Gómez de la Serna trabajaron “intensamente” para anular la imputación de Bárcenas ante el juez Pedreira: “Tejen una telaraña que es digna de un libro ella sola y consiguen que el juez Pedreira anule las imputaciones en septiembre de 2011”. Más tarde, y ya desde el Gobierno, ambos trabajaron “para hacerle la vida más fácil a Bárcenas en el año 2012 y para tratar de salvarle, y Jorge Fernández Díaz también hace lo suyo pero cuando vieron la cuenta de Suiza todos estos esfuerzos chocan con la realidad y por lo tanto el Gobierno queda totalmente desasistido”.

Próximamente, más SMS de Rajoy
Pero la cosa no queda ahí. Una vez que se descubre que Luis Bárcenas poseía cuentas en Suiza, el Partido Popular, de puertas para dentro, aún sigue ayudando a su extesorero reuniéndose Javier Arenas con él. “El 21 de diciembre de 2012 se ven para comer y Bárcenas lo graba sin que lo sepa Arenas. Todo este material -que Bárcenas conserva, junto con más sms que ha intercambiado con Rajoy y que van a salir próximamente- lo utilizará el extesorero para en sus propios intereses judiciales”.