La militante del PP Olga María Henao, la mujer a la que el presidente extremeño iba a visitar a Tenerife a cargo del Senado, deja el Partido Popular denunciando el “machismo” y el desprecio de su formación.

En declaraciones a la SER, María Henao ha confirmado que dice adiós al PP, que, según ha dicho, la ha “ninguneado”, a pesar de no tener ninguna responsabilidad en las irregularidades de Monago en sus viajes a Tenerife, ya que no sabía cómo pagaba él sus viajes para ir a verla, según ha dicho.

Vacíos y marginaciones, tratara como una apestada
La militante popular enviará una carta al PP en Tenerife para anunciar su baja, en la que acusa al Partido Popular de haber ignorado su "trabajo de tantos años" por un "escándalo" en el que se ha visto involucrada "involuntariamente", informa Público.

María Henar asegura que siente "mucha pena y una gran tristeza" por no poder como vocal en la junta de distrito del Tagoror, en el suroeste de Tenerife; antepone, añade, su “dignidad” ante tantos “vacíos y marginaciones” en los que ha sido tratada como un “ente extraño o apestado”.

Si fuera un hombre...
Henao, que dice que "si fuera un hombre, me estarían aplaudiendo", desvela que cuando anunció al PP que dejaba el partido, la respuesta que recibió fue: "teniendo 13.000 afiliados en este partido, imaginará que no nos afecte que se vaya uno".

José Antonio Monago no ha admitido que usó fondos públicos del Senado para sus escapadas a Tenerife y ha asegurado que “los viajes privados los he pagado de mi bolsillo”, sin embargo, no ha enseñado ninguna prueba de los pagos. El PP y el propio Mariano Rajoy, lejos de exigirle explicaciones o criticarle, le han arropado.