Pérez Tapias, Beatriz Talegón y Tomás Gómez Pérez Tapias, Beatriz Talegón y Tomás Gómez



La corriente Izquierda Socialista, que a nivel nacional encabeza Pérez Tapias, ha salido a negar que esté detrás de una campaña que busca la dimisión de Tomás Gómez por la implicación del alcalde de Parla, José María Fraile, en la Operación Púnica. El delito de Gómez, haberle nombrado su sucesor en ese Ayuntamiento. Según aclara Izquierda Socialista de Madrid, la iniciativa ha partido de algunos militantes a título personal. Entre éstos, la más activa parece ser Beatriz Talegón.

Beatriz Talegón entre los que impulsan la iniciativa
En un comunicado, Izquierda Socialista de Madridaclara que “las declaraciones y peticiones de firmas” para que el líder socialista de la región dimita “son acciones emprendidas a título individual por militantes de distintas procedencias”. Entre estos últimos se encuentra Beatriz Talegón, miembro del Comité Federal y colaboradora de ELPLURAL.COM.

Lo que dice Izquierda Socialista
Izquierda Socialista de Madrid cree que, tras la dimisión de José María Fraile, “procede abordar la situación existente con la serenidad que ella requiere, abriendo el tiempo de reflexión y debate necesarios hasta adoptar las decisiones pertinentes”, pero en su comunicado no pide la dimisión de Tomás Gómez.

Algunos promovieron una recogida de firmas
Sin embargo, hace unos días, algunos socialistas vinculados a Pérez Tapias en las primarias en las que éste fue derrotado por Pedro Sánchez, sí pidieron la dimisión de Gómez y con ese fin iniciaron una recogida de firmas en Change.org.

Talegón lo explicó en ELPLURAL.COM 
El 4 de noviembre, en un artículo publicado en ELPLURAL.COM, titulado “Si no queremos, Podemos”, Beatriz Talegón, explicaba la iniciativa de la recogida de firmas.

“Sin duda hay quienes piensan que esto es un ataque personal, una acusación en toda regla a alguien que muchos no tenemos el placer de conocer. No se trata de insultar ni menospreciar a ningún compañero. Se trata más bien de todo lo contrario: ¿para qué mantener a quien no puede responder con contundencia ante la gravedad de los hechos supuestamente cometidos por el Partido Popular?. Si tenemos tan claro que nuestro objetivo es recuperar los gobiernos regionales, ¿por qué no apostamos por proyectos y caras que no tengan ningún tipo de duda ni sospecha, ni se les pueda plantear ningún tipo de responsabilidad, ya sea directa o indirectamente?”, se preguntaba Talegón.

"Estoy delante de la petición"
Talegón respondía a los que pudieran señalar su iniciativa como una traición a uno de los suyos. “Soy de las que opinan que no hay mayor lealtad que decir la verdad donde corresponde, aunque pueda molestar. Que no hay mayor lealtad a un proyecto que señalar aquéllas cosas mejorables”.

En su Facebook, Talegón ha sido más contundente y ha respondido a los que la “acusan” de encabezar la petición de firmas contra Gómez, y, además, ha reprochado falta de coherencia a los de Izquierda Socialista. “Sepa la dirección de la corriente de pensamiento -parece que único a veces- que no estoy detrás de la petición de firmas, sino que estoy delante”.

Talegón denuncia "amenazas" 
Talegón adjunta en su Facebook una carta que según afirma, se iba a enviar en julio pasado, en vísperas del Congreso de los socialistas, a Pedro Sánchez, y en la que pedían que no se permitiera acudir como delegado a José María Fraile, “imputado y procesado”. De acuerdo con lo que dice la socialista, la carta la iban a firmar Vicent Garcés, Pérez Tapias y Barrios de Penagos, pero “éste último la frenó por comprometer a algunos de los compañeros de Madrid, esos mismos que hoy me insultan y tratan de deslegitimarme”, subraya Talegón.

Malestar en el PSOE por la "egolatría" de Talegón
En la misma red social, la socialista ha subido el tono acusando de “amenazas” contra ella y su familia a “una jauría montada por algún dirigente”. “Lo hago público por lo que pueda pasar”, escribe Talegón que anuncia que “interpondrá denuncias”. Fuentes socialistas consultadas por ELPLURAL.COM expresan "malestar" con Talegón por su "egolatría" que en ocasiones la enfrenta al PSOE, y la acusan de "pretender liderar la corriente de Izquierda Socialista".