"La decisión de las autoridades españolas debería haberse anunciado a los estudiantes antes del inicio del año universitario". Es la sentencia que ha lanzado el Ejecutivo de la Unión Europea a través de su portavoz, Olivier Bailly, la mañana de este martes en respuesta a la decisión del ministro José Ignacio Wert de quitar la beca Erasmus por la espalda, y una vez que muchos de ellos ya estaban incluso desplazados a los países donde estaban cursando sus estudios.

"Esperamos que las expectativas de los estudiantes del programas sean atendidas"
"Los estudiantes que están actualmente en el programa Erasmus para el año 2013-2014 se encuentran penalizados y deberían haber sido informados de la suspensión o del cambio de la aportación nacional que les correspondía", ha resaltado el portavoz comunitario, que ha añadido que "por ello esperamos que las expectativas legítimas de los estudiantes que están actualmente en el programa Erasmus puedan ser atendidas por las autoridades españolas".

Estudiantes formalizando la petición de la beca Erasmus... Muchos de estos han descubierto ahora, que la han perdido. EFE



El 'tirón de orejas' a Wert ha venido más por las formas que por el fondo, que el Ejecutivo comunitario ha rechazado comentar. La realidad de los recortes, sin embargo, es incontestable. El dinero que el gobierno español dedica a las becas Erasmus ha pasado de ser 30 millones a 15 este curso. Tampoco ha querido el portavoz comentar sobre el hecho de que el dinero que queda se centre en los estudiantes con menor renta.

El portavoz del Ejecutivo ha informado que la decisión del Gobierno español con sus propios 'erasmus' no afectará al presupuesto que les dedica la UE, que se sitúa en alrededor de 111 euros al mes. La UE, al contrario, ha decidido umentar en un 40% el presupuesto para Erasmus en el periodo 2014-2020, lo que permitirá que dos millones de estudiantes adicionales se beneficien de la beca.