La Gala ‘Inocente, Inocente’ es el programa estrella del día de los Santos Inocentes y día por excelencia de las bromas en España. En 1992 llegó a Telemadrid el programa ‘Inocente, inocente’, el que fue uno de los precursores de la cámara oculta a los rostros más conocidos del panorama nacional. Su aceptación fue tal que se convirtió en el programa solidario más destacado en la época navideña. Y tras pasar por varias cadenas, llegó a TVE, donde cada 28 de diciembre se emite la Gala ‘Inocente, Inocente’ para recaudar fondos a la fundación del mismo nombre que está dedicada principalmente a problemas infantiles. Este 2019 se celebra la gala número 25 en Televisión española, 25 años en los que los espectadores han disfrutado de las bromas más pesadas a presentadores, actores, deportistas y otros conocidos españoles, pero que, a pesar de su dureza, han conseguido sacarles una sonrisa.

En la pasada edición la Gala consiguió recaudar en directo un total de 1.037.000 euros para ayudar a niños con discapacidad y sus familias. También fue líder de audiencia en su franja de emisión, con un media de 1.366.000 espectadores y un 12,7% de cuota de pantalla. Pero estos 25 años han dado para muchas bromas, pudiendo ser las más destacadas las siguientes:

Lolita en 2010

La broma a la cantante tuvo como gancho a su hija, Elena Furiase. Lolita fue arrestada por la Guardia Civil por vender CDs piratas, ya que ambas fueron paradas por la autoridad mientras conducían y una vez registradas salió a relucir lo que ‘transportaban’. Además, el vehículo en el que viajan tampoco estaba registrado, no tenía papeles, ni nada legalizado.

Maribel Verdú en 2012

La actriz Maribel Verdú fue víctima de una pesada broma de la Gala 'Inocente, inocente' en 2012. Sin ella saberlo, se convirtió en la causante de un conflicto internacional al tener una aventura con el príncipe Carlos de Inglaterra. En una rueda de prensa los periodistas le preguntan por el tema y ella trata de convencerles de que nunca ha estado en Londres y que no conoce al príncipe. Sus nervios dominaban la situación sin conseguir convencer a los periodistas.

Pablo Alborán en 2012

El cantante sufrió en su propia piel lo que podría ser “destruir la Navidad”. Pablo Alborán fue invitado al encendido de luces del Parque de Atracciones de Madrid y allí le hicieron creer que había sido él quien se cargó la atracción principal, el árbol de Navidad. También tuvo que hacer frente a quien se quejaba de que fuese él el invitado para protagonizar el encendido de luces, entre otras situaciones un tanto comprometidas.

Pepe Rodríguez en 2013

El cocinero que forma parte del jurado de ‘MasterChef’ tuvo que hacer frente a una de las mayores críticas en el programa de cocina: la de un padre de un concursante de la edición junior. Varios de sus compañeros estaban avisados de que iba a ser una inocentada, pero el panorama fue tal que la realidad de la situación le hizo pasar un mal rato a Pepe Rodríguez.

Enrique Cerezo en 2017

El presidente del Atlético de Madrid tuvo que frenar a un rebaño de ovejas que quería entrar al nuevo estadio del equipo rojiblanco. Ante las puertas del estadio se presentó Bartolomé junto a su abogada exigiendo poder cruzar al campo de fútbol. Ellos argumentaban que el nuevo campo del Atlético de Madrid se había construido sobre una cañada real que no podía obstruir el paso de los animales. Enrique Cerezo tuvo que armarse de paciencia para no alterarse en la abrumadora situación que estaba viviendo.