Teresa Rodríguez ha sido elegida secretaria general de Podemos en Andalucía con un 84,92 % de los votos de los que han participado en el proceso abierto por esta formación para elegir a sus órganos de dirección.  La candidatura encabezada por la gaditana ha recibido 5.058 votos, un 84,92% del total de militantes y simpatizantes que ejercido su derecho. La otra candidatura alternativa encabezada por la malagueña Rocío Filpo, ha obtenido 633 votos.

Tremendo fracaso de participación
El dato es incontestable, pero no lo es menos que la votación ha supuesto un tremendo fracaso de participación pues solo ha votado un 11,6 de los convocados. El censo de militantes y simpatizantes constaba de cerca de 60.000 votantes pero solo han ejercido ese derecho 6.606 electores.



Alejamiento de las bases de sus líderes
Cerca de un 90% no han manifestado interés por elegir a la directiva regional. Es sin duda, una muestra de lo que puede entenderse como pérdida progresiva de ilusión interna, del alejamiento progresivo de las bases y círculos de los líderes, algo que reflejan las encuestas. Las propias elecciones andaluzas sacaron a la luz esta realidad al obtener la formación de Pablo Iglesias un resultado muy alejado de sus previsiones y ser la tercera fuerza política a mucha distancia de la segunda, el PP y casi sideral de la formación vencedora, el PSOE.

Distintas candidaturas
Según los resultados recogidos en la página web de Podemos, se han contabilizado 6.606 votos tanto para la Secretaría General, como para el Consejo Ciudadano y la Comisión de Garantías. Teresa Rodríguez, diputada electa por Cádiz, ha resultado vencedora con 5.058 votos, un 84,92 % del total, seguida a mucha distancia de Rocío Filpo, que ha obtenido 633 votos, un 10,63 % del total. Otros seis militantes de Podemos también se presentaban para la Secretaría General.

El sector crítico califica de "decepcionante" la participación
Rocío Filpo, candidata del sector crítico, ha criticado el resultado  del proceso y ha tildado de "muy decepcionantes" los resultados de estas primarias. La malagueña  que lideraba la candidatura denominada 'Andalucía desde abajo', ha censurado que se haya dado tan "escasa" participación, en concreto un porcentaje bajísimo de solo un 11 por ciento, manteniendo que este hecho genera alarma. Filpo ha lamentado que no haya nadie de los componentes de su candidatura en el nuevo órgano de dirección regional.



Falta de impulso de los dirigentes nacionales al proceso
Ante ello la malagueña ha instado al nuevo Consejo Ciudadano regional de Podemos a que analice "muy seriamente qué se está haciendo mal". Entre otros aspectos negativos ha destacado que estas primarias de Podemos Andalucía "han pasado inadvertidas" porque desde la dirección nacional no se las ha impulsado, "desde arriba no se le ha dado mucho bombo".

Sigue esperando que llame Teresa Rodríguez
En tono de lamentación Filpo ha afirmado que todavía "está a la espera de la llamada telefónica" que Teresa Rodríguez se comprometió a hacerle  durante el proceso para elegir al candidato a la Presidencia de la Junta.