La campaña del Ayuntamiento de Sevilla con motivo del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer muestra a esta como un recortable, en ropa interior, con un burka y una prostituta La campaña del Ayuntamiento de Sevilla con motivo del Día Internacional para la 'Eliminación de la Violencia contra la Mujer' muestra a esta como un recortable, en ropa interior, con un burka y una prostituta



La polémica está servida y no han cesado las críticas desde que el cartel de la campaña fue presentado en público. La imagen de la campaña municipal del Ayuntamiento de Sevilla contra la violencia de género donde se visibiliza a una mujer como un recortable, una prostituta y a otra con un burka está aunando multitud de críticas. La última de la formación en germen Ganemos Sevilla.

Estereotipos no representativos
Esta campaña donde se centraliza el discurso de la problemática de la violencia de género en los estereotipos de la religión musulmana y la prostitución no es representativa. Ganemos Sevilla ha exigido al Ayuntamiento que preside el popular Juan Ignacio Zoido, políticas que reviertan los patrones de esta sociedad patriarcal.

Crítica colectiva a la campaña
Han sido muchos los colectivos de mujeres feministas y en pro de los derechos humanos que han criticado una campaña municipal donde se asocia la violencia contra las mujeres con una religión o con la prostitución. Ganemos Sevilla se ha sumado a esta avalancha de denuncias efectuada estos días desde distintos frentes.

Criminaliza situaciones de marginalidad y credos religiosos
Para esta formación revertir los patrones de una sociedad patriarcal conlleva una visión de mucha más profundidad, más avanzada, menos sesgada y no basada en criminalizar situaciones de marginalidad o credos religiosos. "Esperamos mucho más de una línea de cambio sobre políticas de género transformadora. Y nosotros queremos transformar de verdad y para ello estamos trabajando" puntualizó María Navarro.

Tema transversal
Ganemos Sevilla considera que la violencia de género es un tema transversal que ha de ser por tanto puesta en primera línea de la agenda política de nuestro Ayuntamiento, a través de medidas y políticas de igualdad y de género que trabajen a todos los niveles muchos aspectos relacionados y que confluyen con este terrible resultado. Vidas vividas sin dignidad y violentadas continuamente, hasta finalizar en asesinatos. Desde el ámbito educativo, el de la salud, la cultura, la participación, o el de los servicios sociales entre otros.