La fiscalía no ve delito en amenazar de muerte a alguien en las redes sociales, concretamente en Facebook. Así lo ha expuesto en el transcurso del juicio celebrado esta mañana en Barcelona contra un hombre que en 2011 escribió en dicha red social: "¿tardaremos mucho en pegar un tiro en la nuca a este hijo de puta?". Es llamativo el criterio de la Fiscalía en este caso cuando al concejal de Ahora Madrid, Guillermo Zapata, le imputó y pidió pena de cárcel por unos tuits escritos también en 2011 en los que hacía chistes vejatorios impresentables sobre Irene Villa y el Holocausto. Mismo año y amenazas de muerte no es delito, pero insultos sí.

Fruto de un "calentón"
Llama poderosamente la atención los argumentos de la Fiscalía, quien considera la amenaza de muerte hacia Albert Rivera como "un calentón desafortunado" y una expresión "lamentable", pero no ve delito, solo una falta.

La abogada de Albert Ribera pidió dos años de cárcel para el autor de la frase, quien además nunca se había disculpado hasta hoy y en el mismo juicio.

Rivera: no puede justificarse una amenaza de muerte
Albert Rivera ha declarado este jueves como. El líder de Ciudadanos atendió a los medios a su salida de los juzgados de Barcelona donde ha defendido que "en democracia la libertad no puede quedar coartada por una amenaza de muerte". Rivera ha explicado que recibió varios mensajes amenazantes en la red social Facebook como "a ver si acabamos con este hijo de puta" o "un tiro en la nuca y todo solucionado".

En sus declaraciones Rivera considera que el objetivo de su denuncia está cumplido, ya que "siempre que recibamos amenazas vamos a enviarlas al juez porque no pueden quedar en un cajón olvidado. Necesitamos una democracia fuerte". El líder de Ciudadanos ha explicado que, en el caso de recibir algún tipo de indemnización, la donará a las víctimas del terrorismo.

Más vídeos en Antena3