Mucho se está hablando estos días del  nombramiento de Miguel Arias Cañete como comisario europeo de Energía y es que fuerzas de la oposición y grupos ecologistas están que trinan por los intereses empresariales del exministro en el sector petrolero. El antecedente de Arias Cañete como eurodiputado hace pensar que volverá a  ‘saltarse’ la norma del Parlamento Europeo pensada para evitar conflictos de intereses.

Lo que dice la norma europea
Como explicó ELPLURAL.COM la norma en la Eurocámara dice lo siguiente: “Antes de tomar la palabra ante el Parlamento, todo miembro que tenga un interés financiero directo en el asunto en discusión lo señalará oralmente, a menos que este interés se desprenda claramente de la declaración escrita que haya hecho”.

Para evitar conflicto de intereses
Es la norma que marca cómo debe ser el comportamiento de los eurodiputados cuando planteen preguntas o mociones, para dejar claro que no hay choque de intereses de sus ‘señorías’ entre lo privado y lo público. Pero lo cierto es que Arias Cañete durante su etapa como eurodiputado planteó muchas preguntas que parecían ir enfocadas más hacia sus intereses privados.

Las preguntas sobre la industria del juego
El eurodiputado Cañete se preocupó por preguntar sobre la industria del juego y sus trabas en Europa para su liberalización. ¿Extraña la pregunta? Figuró durante años como consejero en empresas del sector, entre ellas, Tecnijuego y Cebingo.

El sector automovilístico, el trigo y el vino de Jerez
Luego pasó a interesarse por el mundo de los coches de importación. Arias Cañete era consejero de Italcar España, dedicada a la venta e importación de vehículos. También se interesó por el mundo del trigo. El eurodiputado popular era apoderado de Capa. O por el vino de Jerez. Su familia política son los Domecq, y él mismo tiene intereses en el mundo del vino.

Sus intereses actuales en el sector petrolero
Ahora, Arias Cañete será comisario europeo de Energía. Como ya informó ELPLURAL.COM, el exministro tiene intereses personales en los grupos empresariales que operan como gasolineras flotantes en la Bahía de Gibraltar. El Grupo socialista lo denunció en varias ocasiones en el Parlamento en su etapa como ministro de Medio Ambiente.

Arias Cañete cuenta con una cartera de 85.509 acciones en la compañía Petrolífera Ducar S.L. y también cuenta con participaciones en Petrologis Canarias S.L, según reconoció el entonces ministro en agosto de 2013, en una comparecencia ante la Comisión parlamentaria de Medio Ambiente, a petición del Grupo socialista. Fue presidente de Petrolífera Ducar, pero un mes después de ser nombrado ministro, dejó el cargo y se lo “pasó” a su cuñado Miguel Domecq Solís, como adelantó ELPLURAL.COM.

El Grupo Socialista estudia si hay incompatibilidad jurídica
La portavoz socialista en el Parlamento Europeo, Iratxe García, ha dicho que su Grupo está “mirando si jurídicamente existe un régimen de incompatibilidades” que impide el nombramiento de Arias Cañete. En cuanto al aspecto ético, la socialista lo tiene claro: “quien tiene que defender intereses generales no puede defender también los particulares”.