El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristobal Montoro. EFE/Archivo El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristobal Montoro. EFE/Archivo



En el reciente Debate del Estado de la Nación, Mariano Rajoy, presumió de que el déficit se situaría por debajo del 7% y días después el Gobierno anunció el 6,7%. Pero la cifra del déficit puede estar cogida por los pelos, y es que el ministerio de Hacienda, que dirige Cristóbal Montoro, está engordando las cuentas públicas con devoluciones tributarias que aún no ha ejecutado. Según publica el digital Voz Populi, Hacienda ha retrasado en los dos últimos meses un 91% las devoluciones de impuestos como el de Sociedades y un 50% los de IVA o IRPF. Con ello ha conseguido evitar que el déficit público se disparara.

Hacienda retiene casi 3.800 millones
De acuerdo con el informe sobre la recaudación tributaria de diciembre pasado que Hacienda ha hecho público anoche, se ha devuelto a los contribuyentes 3.791 millones de euros menos que en 2011, lo que ha permitido disminuir el déficit en cuatro décimas, las que van desde el 7,1% al 6,7% anunciado a bombo y platillo por el Gobierno.

Retrasos en noviembre y diciembre
El retraso en las devoluciones tributarias ha sido especialmente elevado en los dos primeros meses del año, pero ya en noviembre y diciembre pasado las devoluciones disminuyeron un 31% y en diciembre un 62%.

Un 91,6% menos de devoluciones a empresas
En lo que respecta a las empresas, las devoluciones por el Impuesto de Sociedades han caído un 91,6%, lo que significa que Hacienda ha devuelto sólo 79 millones de euros frente a los 934 millones que reembolsó en el mismo mes de 2011.

La mitad de devoluciones a los contribuyentes
En cuanto al Impuesto de la Renta de las Personas Físicas (IRPF), Hacienda ha devuelto hasta el momento sólo la mitad: 248 millones de los 538 millones que reembolsó en 2011. En el caso de las devoluciones por IVA, se han recortado a la mitad y se ha pagado 1.499 millones frente a los 3.472 millones que entregó el año anterior. Es especialmente escandaloso que Hacienda reconozca haber devuelto un 34,1% menos en el último trimestre, a pesar de haber ingresado un 28,4% más.

Bruselas desconfía
La Comisión Europea ha evidenciado su desconfianza, según el citado diario, y la próxima semana sus inspectores revisarán las cuentas españolas, aunque no se espera que se enmiende el dato de déficit público confirmado por el Ejecutivo, ya que Bruselas no tiene acceso a los criterios que se fijan para realizar ciertas operaciones contables.