Las sospechas sobre Enrique Álvarez Conde, el catedrático de la Universidad Rey Juan Carlos que dirigía el polémico máster de Cristina Cifuentes y Pablo Casado, crecen cada día. Este miércoles, varios medios hacen revelaciones sobre su figura que explican su relación con el Partido Popular y sus modus operandi en la Universidad.

Según cuenta El Español, Álvarez Conde ha recibido cientos de miles de euros para su Instituto de Derecho Público, una empresa semipública vinculada a la URJC. Fondos públicos que han llegado desde el Ayuntamiento de Madrid bajo la batuta del PP, desde la Comunidad de Madrid y desde el propio Gobierno de España.



Para colmo, la gran mayoría de esas subvenciones han sido opacas y no han dejado rastro, porque entre 2007 y 2013 han desaparecido todas las ayudas públicas de su web. En los años siguientes, las subvenciones sí aparecen de forma nominal, pero sin aclarar la cuantía.

Hay que tener en cuenta, como relató El Plural, que Álvarez Conde fue nombrado director del Instituto Nacional de Administración Pública (INAP) bajo la tutela de Mariano Rajoy cuando era ministro del ramo. Además, el catedrático ha sido un habitual de los cursos FAES, la fundación vinculada durante años al PP.

El Instituto de Derecho Público fue fundado en 2001 y, aunque depende de la URJC, tiene una gran independencia. Cuenta con su propio CIF y solo tiene justificar sus gastos a posteriori. Desde entonces, ha recibido subvenciones del Ayuntamiento madrileño y hasta del Ministerio del Interior.

Entre 2007 y 2012 ha sido imposible encontrar rastro de las aportaciones de la Comunidad de Madrid. Pero en el curso 2006-2007 sí aportó 152.400 euros. El año anterior, 60.000 euros. Antes hay subvenciones sin concretar. Y entre 2013 y 2017, con el PP en el Gobierno, recibe dinero de Economía e Interior.

Otra de las facetas que se ha puesto en duda ahora es el acceso de la pareja de Álvarez Conde a la plaza de catedrática, dado que él estaba en el tribunal de la oposición, algo que prohíbe la ley dada la relación que le unía con Rosario Tur, según cuenta El Confidencial.

Tur se presentó en julio de 2017 a un concurso para acceder a la cátedra de Derecho Constitucional de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche, donde ella era titular de la materia. Entre los vocales del tribunal estaba Álvarez Conde, pero tendría que haberse abstenido dado que la Ley del Régimen del Sector Público prohíbe esta situación cuando hay "un vínculo matrimonial o situación de hecho asimilable (...) con cualquiera de los interesados" o incluso si su relación es "una amistad íntima".

Tur también ha participado en el máster de la presidenta Cristina Cifuentes, Era profesora de Ordenamientos Jurídicos Autonómicos, donde Cifuentes sacó un sobresaliente a pesar de haberse matriculado cuando la asignatura ya había acabado.

La asignatura la daba junto a la profesora Alicia López de los Mozos. Ella fue una de las tres profesoras cuyas firmas falsificadas aparecen en el acta del TFM y fue la primera en confesar que el máster nunca existió. Además, ahora una de estas profesoras ha asegurado a la policía que Álvarez Conde le presionó para participar en el amaño y le amenazó con truncar su carrera. Coacciones que tendría grabadas.