Política
Un tráiler quemado en Galicia.
Un tráiler quemado en Galicia.

¿Descoordinación entre las unidades que luchan contra el fuego?

La UME siempre trabaja “en coordinación con el director de extinción de la Comunidad Autónoma”

183
Mar, 17 Oct 2017

Nuevas denuncias sindicales ponen en cuestión la eficiencia del Gobierno gallego en la gestión de los incendios que invaden la Comunidad.

Carlos Rocha, delegado sindical de UGT Galicia, ha afirmado a este medio que “la Unidad Militar de Emergencias no funciona de una manera coordinada con los bomberos forestales, porque tienen su propio sistema organizativo y de mando, aunque formen parte del mando único”. Pero el problema “no es la UME”, matiza el sindicalista, sino la organización de todas las unidades que participan en la extinción coordinadas bajo el mismo.

Cuestionamiento del mando único y contratación municipal velada

Se habla siempre de “un mando único, pero es irreal. Es un documento que se publica todos los años en el Plan de Prevención y Defensa contra los Incendios Forestales de Galicia (Pladiga) pero que no tiene debate ni se consensua; lo único que aparecen son números”, explica Rocha, para añadir a continuación que “en la realidad son los bomberos los que apagan el fuego y no salen en la televisión, porque son los que realmente están metidos en el monte”.

Además, asevera el representante, existe una problemática añadida en la contratación de las brigadas municipales, que son empleados en gran medida en época estival y “se les exige un desbroce diario de 10 hectáreas, cuando se supone que están contratados para el refuerzo del verano”. Carlos categoriza que “le gustaría ver a cualquier responsable político desbrozando durante seis horas y que dos horas antes de terminar la jornada laboral le llamen para un incendio, en donde puedes estar hasta seis horas más”. Asimismo, manifiesta el responsable de UGT “el sistema de contratación de las brigadas de los ayuntamientos es clientelar y dirigido, al no poder estar vigilado por las centrales sindicales, teniendo la posibilidad de subcontratar a empresas privadas, que algunos casos colocan a personas sin formación”. En el caso de los consistorios, aclara Carlos Rocha, su función tendría que ser “la formación de un sistema de prevención, lo que conlleva la limpieza de núcleos urbanos o rurales, para evitar que llegue el fuego a las casas, además de, en la medida de lo posible, participar en la extinción, pero nunca se puede producir la dualidad de hacer labores de prevención y extinción al mismo tiempo, como sucede ahora”.

La UME trabaja bajo las órdenes del director de extinción de la Comunidad

Desde la Unidad Militar de Emergencias (UME), Aurelio Soto, periodista del gabinete de comunicación público del organismo, afirma que “estamos ante una gran ola de incendios, en la que existe un gran despliegue de medios y a veces es difícil llegar a todos a la vez ya que aparecen de forma espontánea y con varios focos a la vez”. Al mismo tiempo, manifiesta Soto, en la organización de los incendios forestales “en Galicia estamos trabajando igual que en Asturias y en todas las comunidades, a través de la dirección del jefe de extinción de la Comunidad Autónoma, por lo que no echan en falta una organización diferente, ya que este responsable es el que regula todos sus movimientos”. El periodista explica también que el protocolo para la actuación de la UME se estipula “con la solicitud de la Comunidad Autónoma a través del delegado del Gobierno, que eleva la petición al Ministerio de Interior, quien a través de la Dirección General de Protección Civil y Emergencias, autoriza al Ministerio su despliegue”. Añade que una vez que se cumplen todos los requisitos “se ponen a disposición del director de la emergencia, que normalmente se llama director de extinción, que en el caso de Galicia es desde el pasado 13 de octubre”, termina Aurelio Soto.