[[{"type":"media","view_mode":"media_large","fid":"41198","attributes":{"class":"media-image size-full wp-image-373519","typeof":"foaf:Image","style":"","width":"645","height":"359","alt":"Este martes se conmemora el D\u00eda de Internet Segura, una jornada para tener en cuenta todo el a\u00f1o. Foto: ELPLURAL.COM"}}]] Este martes se conmemora el Día de Internet Segura, una jornada para tener en cuenta todo el año. Foto: ELPLURAL.COM



Este martes es el Día de Internet Segura en España, una conmemoración -por llamarlo de alguna manera- que sigue a la que a finales de enero sirvió para festejar - o lo que sea- el Día Europeo de la Protección de Datos. Es nada más y nada menos que dar una (en este caso dos pero indudablemente conectadas) llamada de atención a lo que hacemos cada vez que navegamos por el ciberespacio y qué consecuencias puede traernos.

Se trata de un aviso para navegantes que, desde un punto de vista institucional, se va a centrar en los menores. De este modo, en el marco de las actividades preparadas, jugará un papel importante el programa de Pantallas Amigas 'Pilar y su celular, historias para contar' a cuyo impulso ha contribuido Telefónica y que se presenta con motivo de este día. Se trata de una herramienta educativa dirigida a progenitores y a la comunidad de docentes centrada en el uso de los móviles por parte de los más pequeños de la casa.



Al margen de jornadas conmemorativas, hay recomendaciones que se deben tener pegadas en el frigorífico para que cada vez que nos ponemos delante de un ordenador y, sobre todo el smartphone, recordemos qué puede ocurrir y cómo podemos evitar malas experiencias. Por ello, aquí van 10 consejos a tener en cuenta.

1. Evita publicar en las redes sociales información muy personal: nada de fotos de tus hijos o sobrinos y fíjate en las condiciones de privacidad de las plataformas que utilizas.

2. Inutiliza en tu smartphone la opción de GPS activo: evitarás un seguimiento continuo de lo que haces.

3. En relación con lo anterior, cuando no tengas conexión segura (en estos casos ojo con las Wifi abiertas) apaga el buscador de Wifi. Aunque no te conectes en el centro comercial, tu móvil sigue buscando de manera: sigues localizado y se sabe, con precisión, por donde andas.

4. Buen antivirus y no accedas a páginas poco seguras: para estar más seguro, para transferencias (compras, banca online, etc) fíjate que la URL comience por https ('hyper text transfer protocol') que al añadir la mencionada ‘S’ relativa a 'secure sockets layer' introduce la seguridad en los casos mencionados.

5. Importante también tener en cuenta qué programas, apps, ejecutables o documentos te bajas. En muchos casos, los antivirus si contienen elementos perniciosos los detectan. En otros, con seleccionar no descargar programas de proveedores sospechosos echas muchos balones fuera.

6. Cuidado con la webcam: es una ventana para mostrar lo que haces. De esto ya te hemos hablado y te invitamos a que le eches un vistazo e, incluso, ya te hemos recomendado un programa que detecta si alguien ha accedido a ella.

7. Con los correos electrónicos, evita enviar datos sensible (contraseñas, etc) y cuidado con abrir según qué mensajes. Si no conoces el remitente y te regalan un coche... ¿quién regala algo a cambio de nada? En el mejor de los casos es un SPAM y en el peor...

8. Contraseñas facilonas: Tal y como ya contamos, seguimos poniéndoselo fácil a los amigos de lo ajeno con las contraseñas. Repasa aquí si las tuyas están entre las más repetidas y, por tanto, más vulnerables.

9. Borra las cookies con regularidad: es otra de esas puertas a tus gustos y a que te invadan con publicidad. Esta norma es fundamental si compartes tu ordenador con más gente.

10. El décimo consejo es algo así como que todo lo anterior se resume en que para navegar por internet es fundamental el uso del sentido común.

La nueva sociedad de la información en la que desarrollamos nuestra vida, nos proporciona unas herramientas virtuales que, por una parte, mejoran mucho nuestra vida y nos facilitan las cosas y, por otra, alumbran nuevos peligros. En definitiva -por desgracia- nada diferente a lo que sucede en la vida 'real', así que hagamos del sentido común nuestra solución para la red de redes.