Los artistas “de la ceja” son desde hace años uno de los principales objetivos de la fobias de la dirección de informativos de Telemadrid. Y la ceremonia de entrega de los Goya fue la ocasión perfecta para volver a sacar toda la artillería.

Este año, los informativos del día después de los Goya tenían sin embargo un reto complicado: menoscabar a los actores, directores y en definitiva, al cine español por sus críticas a la ausencia del ministro Wert, pero salvaguardando a la vez a uno de los productores amigos del presidente de la Comunidad de Madrid, Enrique Cerezo. Un equilibrio difícil para la dirección de informativos que cuando fija un objetivo, no tiene reparos en causar los daños colaterales que sean necesarios.

En el arranque del TeleNoticias de las 14.00 horas del lunes, su presentadora, María Pelayo, nos iluminaba sobre la situación del cine español. El sector, nos dijo, está en crisis. Peros no por el altísimo precio de las entradas (causado entre otras cosas por el IVA del 21%) , o por los 5,8 millones de parados (dato de la EPA) que no pueden permitirse ir al cine, o por una reforma laboral que ha devaluado los salarios de los que todavía trabajan un 10% de media – según los resultados del tercer Observatorio de Seguimiento de la reforma laboral – No, el motivo según Telemadrid es otro:
“el sector está en crisis por el rechazo del público a las películas españolas”

La primera en la frente. Desconocemos en que estudio estadístico, de opinión o sociológico se ha basado para aseverar tal cosa o, simplemente, es una opinión a través de la cual se arroga el sentir de todo el público que acude a las salas de cine.

Telemadrid lleva años coproduciendo películas españolas. Ahora hemos conocido por el diario digital infolibre.es que José Luís Garci, “Sangre de Mayo” aparte, ha tenido la suerte de contar con dinero público de Telemadrid para realizar varias de sus películas. Pero no ha sido el único. Por eso resulta inaudito que desde una televisión pública que financia películas españolas se haga semejante afirmación.

Pero no menos incomprensible resulta que en ese informativo del mediodía se hable de los premios obtenidos por “Las Brujas de Zugarramurdi” sin mencionar que ha sido coproducida por Telemadrid y… Enrique Cerezo. Cualquier televisión, pública o privada que coproduce una película pone en valor esa participación y lo publicita. Más aún si esa producción ha sido galardonada con 8 premios Goya. Bien es cierto que el informativo de las 20:30 enmendó el “fallo”. En cualquier caso, últimamente todas las cuestiones que relacionan a Cerezo con Telemadrid son silenciadas en Telemadrid y también en la Asamblea de Madrid.

Pero volviendo al informativo de las 14 horas, tras una primera información donde se detallaban los premios obtenidos por las candidatas -sin mencionar la participación de Telemadrid en Las Brujas- se daba paso a la opinión, al ajuste de cuentas:
“Una gala que, una vez más, mientras gobierna el partido popular ha vuelto a estar politizada”, “la ceremonia se convirtió en ocasiones en mítines políticos”

Así empezaba la presentadora María Pelayo, ex jefa de prensa del ministro del PP José María Michavila. Y en la “información” a la que daba paso, el autor de la pieza ya no hacía prisioneros:
El mundo del cine, directores y actores ya habían empezado a hacer política incluso antes de la gala

Al parecer, una actitud muy reprobable para la dirección de informativos que maneja Agustín de Grado. Nada que ver con las reuniones que los miembros de “El Lado Oscuro” de Telemadrid realizaron para celebrar la victoria electoral de Esperanza Aguirre, tal y como nos descubrió recientemente la revista Mongolia. “Four More Years” aparecía en el emblema que portaban los asistentes. 4 años más, toda una Legislatura.

Y es que la redacción paralela de Telemadrid parece entender que lo normal es que “ocupar” en una televisión pública un puesto de presentador o de redactor por venir de un gabinete de prensa de un ex ministro del PP, o ser hijo de un ex presidente del Senado (del PP), o hermano de un diputado (del PP). Eso no es politizar la redacción. Eso sí, actores manifestando su desacuerdo con la subida del IVA o criticando la ausencia del ministro de cultura por primera vez en la historia de los premios Goya sí que es estar politizado. ¡Qué escándalo!

Objetivo Bardem
Si hay un nombre de la “farándula” especialmente aborrecido en Telemadrid ese es el de la familia Bardem. Empezando por Javier Bardem, que tuvo la osadía de alabar la Marea Blanca en presencia del presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González. Para él fue el comentario especial: “Javier Bardem reivindicó la sanidad pública, aunque él haya sido padre primero en clínica privada en Los Ángeles y segundo en la Ruber de Madrid”. Su apoyo a los trabajadores de Coca Cola tampoco le iba a salir gratis. Y ahí estuvieron en el TeleNoticias para recordarnos que su mujer, Penélope Cruz, protagonizó un anuncio de esta bebida, por si alguien no lo sabía. Para acabar con la madre, Pilar Bardem: “y con su madre prestaron apoyo a los trabajadores de Coca Cola, sometidos a despidos como los de la Bardemcilla”

Ya en el informativo de la tarde, su presentadora María López utilizaba el siguiente argumento elevando el cinismo a lo más alto:
“Saludan a los despedidos ajenos, pero se olvidan de los propios”.

Qué decir de ella y toda la dirección de Telemadrid que jamás han dado voz a los 861 profesionales despedidos del Ente Público Radio Televisión Madrid.

Ataque a las candidatas; salvando a Cerezo
Pero no es suficiente con cobrarse la pieza de actores o directores. El entusiasmo en la crítica llegó a su punto culminante con el gran argumento (generalizado en toda la “Brunete Mediática”) de que:
“Casi todos aprovecharon que la gala la ven más personas que sus películas”.

Muy propio de una cadena pública lo de atentar atentando directamente contra la propia industria nacional del cine y menospreciar el trabajo de todos los profesionales que intervienen en la producción de una película.

Para Telemadrid, con su audiencia hundida como consecuencia de años de manipulación informativa, es muy fácil afirmar que los espectadores que han acudido a las salas a ver “La Herida”, “Caníbal”, “Quince años y un día”, “Vivir es fácil con los ojos cerrados” o “La gran familia española”, están:
“…muy lejos de la audiencia que les da a todos la Gala”.

Para qué van a analizar variables como el número de salas que han proyectado las películas o el tiempo que han permanecido en cartel. Pero significativamente, los informativos de Telemadrid se cuidaron mucho de no incluir en esa lista de represaliadas a Las Brujas de Zugarramurdi. Había que librar a Enrique Cerezo del “fuego amigo”. Para todos los demás, simplemente la infamia.

PD : Recordamos al director de informativos de Telemadrid que “Las maestras de la República”, producida por FETE-UGT , fue premiada con el Goya al mejor documental. Un reconocimiento a la memoria histórica y a la escuela pública. Dos temas habitualmente maltratados en la cadena (todavía pública ) de Madrid.

Sección sindical UGT Telemadrid, publicado en Salvemos Telemadrid