Una propuesta sin precedentes y que demuestra el grado de patetismo que anida en las filas populares, es la que ha realizado hoy el alcalde de Córdoba en funciones y candidato a la Alcaldía, José Antonio Nieto (PP), al proponer a todos los grupos políticos que han entrado en el Consistorio que su partido gobierne la ciudad hasta el 31 de diciembre. Nieto consciente de que un pacto tripartito del PSOE, IU y la marca de Podemos en la capital lo van a desalojar del Consistorio en dos semanas, ha pedido una prórroga en el partido de tres meses y que luego el árbitro lo eche mediante una moción de censura.

Respeto a las urnas
Basa esa petición a la desesperada de continuar hasta diciembre con la vara de mando de regidor en su intención de asegurar los proyectos e inversiones previstas para este año. Una cuestión que no tiene ningún fundamento político ya que corresponderá al nuevo equipo de Gobierno "asegurar" esas inversiones así como dirigir y aceptar o no los asuntos pendientes de este mandato que se agota. Así lo han dicho los cordobeses en las urnas y así se va a plasmar en un nuevo gobierno local que capitaneará con toda seguridad la socialista Isabel Ambrosio. Eso y no otro concepto, es el que Nieto debe atender como respeto al resultado de las urnas.

Miedo a perder las inversiones
Tras reunirse Nieto con el candidato de Ciudadanos a la Alcaldía, José Luis Vilches, ha trasladado esta más que insólita y ridícula propuesta, con la que, según ha dicho, quedaría garantizada la inversión en varios proyectos de la ciudad que se podría perder, en caso de que no se ejecuten este mismo año.

Autombombo: "Tengo capacidad demostrada"
Nieto ha destacado que "independientemente de por donde vayan las iniciativas, creemos que sería útil que el actual equipo de gobierno pudiese ejecutar estos proyectos y estuviese en el gobierno hasta el mes de diciembre", ha afirmado el actual regidor en funciones, que cree en una sobredosis de autombombo y de ausencia de humildad ha afirmado que tiene "capacidad demostrada para gestionar estos proyectos".

Y para Nochevieja ¡que lo echen"
Pero donde la propuesta de José Antonio Nieto adquiere visos de mayor tono estrafalario es en su planteamiento de que, una vez garantizados esos recursos para la ciudad, se le desaloje del Gobierno con una moción de censura, y "el resto de formaciones políticas pudieran acordar lo que estimen conveniente". Se supone que esa "prórroga" del partido que pide es hasta diciembre. No extrañaría que en su fuero interno piense que llegada esa fecha, y con la excusa de que no se han culminado las gestiones, se solicitara una nueva prolongación del mandato.



Isabel Ambrosio dice que Nieto es como el "mal estudiante" que pide cambio de fecha de examen
Con respecto a esta estrámbotica idea del alcalde en funciones la candidata socialista y posible futura alcaldesa, Isabel Ambrosio, ha dicho que "no tiene sentido ninguno". "Me parece que es como el mal estudiante que le pide al profesor que le cambie la fecha del examen. Uno tiene que hacer las tareas y estudiar hasta la fecha del examen, los procesos y los plazos hay que ser respetuosos con ellos. No puede solicitar prórroga pitando en el último minuto", ha ironizado la candidata socialista.