–¿Un poco más de vino? –No, me afecta a las piernas. –¿Se te aflojan? –No, se me abren. No, el anterior diálogo no pertenece a ninguna rijosa película de Fernando Esteso de los años setenta, sino que es parte del programa oficial de fiestas editado por el Ayuntamiento granadino de Níjar. Sus redactores pensaron sin duda que sus chistes y viñetas tenían mucha gracia, pero se han encontrado con gente a la que no le ha hecho ninguna. Y no solo mujeres. Podemos ha exigido la retirada del programa de fiestas por su "contenido machista" que ya las viñetas que aparecen en la sección de humor son "un evidente ejemplo de violencia simbólica machista hacia las mujeres", según ha afirmado la responsable del área de Igualdad de la formación en Andalucía, Rocío Medina. Algunas ilustraciones incluidas en el programa, editado por el Ayuntamiento, presentan a las mujeres como seres a quienes las fiestas y las copas "abren las piernas" o alusiones a la reducción del tamaño de la ropa femenina como "prueba contundente del calentamiento global". Para la responsable de Igualdad de Podemos, "la violencia machista física y psicológica están sustentadas por la violencia simbólica que, como en este caso, continúa reforzando la cosificación y la infantilización de las mujeres", algo que resulta "especialmente alarmante en el contexto del terrible feminicidio que sufren las mujeres en el país". "La violencia feminicida no es únicamente responsabilidad de hombres trastornados, es un evidente producto social de años de machismo y de violencias invisibles", ha declarado Medina, quien ha destacado el deber de las instituciones de "exigir un trato igualitario como punto de partida para una democracia cotidiana". "En una verdadera democracia no solo no se mata, sino que tampoco se humilla a las mujeres", ha agregado exigiendo la retirada del programa editado por el Ayuntamiento en nombre del Consejo Ciudadano andaluz de Podemos.